Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

ETA rompe la tregua y suaviza sus exigencias para reanudar el dialogo

El Gobierno prosiguió ayer sus gestiones para tratar de evitar que se reproduzcan las acciones terroristas después de que ETA hiciera público un comunicado en el que daba por concluida la tregua, pero en el que suavizaba las exigencias impuestas al Gobierno para la reanudación de las conversaciones políticas en Argel. Felipe González advirtió que un atentado de la organización terrorista supondría el "punto final" del proceso. Fuentes gubernamentales aseguraron que Rafael Vera viajó a Argel en busca de reconducir el diálogo.

ETA exigía en sus últimos comunicados una rectificación pública del Gobierno, mientras que en su nota de ayer afirmaba su "permanente disposición a retomar e proceso de conversaciones políticas a través de nuestros interlocutores oficiales en Argel, poniendo como única condición el compromiso formal por parte de los representantes del Gobierno español de respetar los acuerdos establecidos por ambas partes y ratificados por nuestra organización el 27 de marzo de 1989".El hecho de que la banda armada solicite un "compromiso formal" y no público para seguir el diálogo es interpretado en algunos medios políticos como una postura más flexible ante la reanudación de las conversaciones.

Felipe González afirmó: "E Gobierno tiene la obligación de ser extraordinariamente prudente, porque es muy importante lo que hay en juego. Sin cambiar en absoluto las posiciones anteriores, que hemos venido manteniendo, queriendo preservar hasta el último momento la posibilidad de que continúe un proceso que genera cierta expectativa de solución".

Herri Batasuna señaló en un comunicado que "la puerta de la esperanza se ha cerrado por el momento". HB no descarta, sin embargo, que en un futuro se pueda retomar el proceso.

La difusión del nuevo comunicado etarra no produjo fisura alguna entre los firmantes de los pactos antiterroristas. Todos y cada uno de ellos rechazaron los argumentos esgrimidos por ETA para justificar el fin de la tregua. Manuel Fraga, líder del PP, llegó más lejos que nadie en el apoyo al Gobierno, al que ofreció "los poderes que necesite", en vísperas del encuentro que hoy mantendrá con el presidente del Gobierno en la Moncloa.

Páginas 13 y 14 Editorial en la página 10

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 5 de abril de 1989

Más información

  • Rafael Vera viajó de nuevo a Argel tras conocerse el comunicado de la banda terrorista