Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno canario propone un nuevo modelo de adhesión a la Comunidad

El Gobierno autónomo canario pretende redefinir el modelo de adhesión del archipiélago a la Comunidad Europea (CE) mediante una tercera vía, acuñada como opción Canarias por el presidente del Ejecutivo regional, el centrista Lorenzo Olarte, que no rompa con la tradicional libertad de comercio de las islas y al mismo tiempo garantice el libre acceso de las producciones locales al mercado comunitario.

La nueva alternativa del Gobierno canario ha sido expuesta estos días por el propio presidente de la comunidad autónoma y varios miembros de su Gobierno ante la Comisión de Relaciones Económicas Exteriores del Parlamento Europeo, que se ha reunido en Santa Cruz de Tenerife. Con esta postura parece coincidir un amplio sector político y económico de la comunidad autónoma canaria.El rechazo a la misma procede de los empresarios agrícolas, firmes partidarios de la plena integración en la Comunidad. Representantes de dicho colectivo viajarán este fin de semana a Bruselas,

El debate abierto sobre la cuestión se produce en vísperas del inicio de los trabajos del Grupo Interservicios de la Comisión Europea sobre la adaptación del protocolo canario de adhesión -las islas son territorio comunitario desde 1986, pero no participan en la unión aduanera ni en las políticas comunes agraria y pesquera-, que la Administración central ha impulsado estos días en la capital europea bajo la denominación de Informe Atlántida.

Previamente, Madrid y Canarias habían llegado a un acuerdo en las islas para aplazar hasta enero de 1991 la modificación del régimen económico fiscal (REF), vigente en el archipiélago, con el fin de que sea coherente con el nuevo diseño europeo que se pretende para Canarias.

El PSOE, fuerza mayoritana pero en la oposición, ha dejado entrever un posible replanteamiento del tema para pasar a apoyar una mayor integración del archipiélago en la Comunidad. Esta revisión de la política comunitaria socialista en las islas, que no había coincidido hasta ahora con la de Madrid, se debe a la preocupación sobre las consecuencias de la entrada en vigor del mercado único europeo en diciembre de 1992.

La Administración central ha sido,siempre partidaria de la plena incorporación de Canarias a la Comunidad y, en este sentido, el secretario de Estado de Hacienda, José Borrell, alentó en días pasados a las autoridades regionales a pronunciarse sobre el particular, calificando la oportunidad como "histórica".

El ejemplo francés

El presidente de la citada comisión del Parlamento Europeo, el francés Jacques Mallet, declaró en Ténerife que Canarias debe imitar el ejemplo de los territorios franceses de ultramar, que, perteneciendo de pleno derecho a la Comunidad Europea, gozan de especificidades.

La fórmula del Gobierno canario, que no está aún cerrada, se inspira en el Informe Griffiths, aprobado hace un año en el Parlamento Europeo, y en el reciente Informe Poseidón, con el que la CE ha mejorado las condiciones para los departamentos insulares de Francia Martinica, Guadalupe, Reunión y Guayana).

De este modo, Canarias optaría a, la libre entrada de sus producto; en Europa a partir de su status actual revisado, al tiempo que aspira a conservar su capacidad. de recaudación fiscal para la financiación de sus corporaciones y la garantía de la reserva del mercado peninsular para el plátano a partir de 1996. El miércoles, los Cabildos y la Secretaría de Estado de Hacienda celebrarán un nuevo encuentro en Madrid para negociar la compensación del Estado por el desarme arancelario a los productos de la Comunidad Europea.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 28 de febrero de 1989

Más información

  • La 'tercera vía' intenta mantener la libertad de comercio de las islas