Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Primera jornada universitaria del Príncipe

Don Felipe de Borbón empezó ayer sus estudios de Derecho en la Autónoma de Madrid

ESTEBAN S. BARCIA, El Príncipe de Asturias asistió ayer por primera vez a clase en la facultad de Derecho de la universidad Autónoma de Madrid, donde inicia este curso el período de su formación civil. Don Felipe, que fue recibido a la entrada de la facultad por el decano de la misma y algunos de sus profesores, se incorporó al grupo 2 del primer curso de Derecho, que está integrado por unos 150 alumnos. El Príncipe entró en las modestas instalaciones de su facultad (la puerta principal está protegida de la lluvia por una visera de uralita) entre el barullo de un par de centenares de estudiantes que no quisieron perderse el acontecimiento y unos 50 informadores gráficos.

Algunas de las estudiantes que se habían concentrado delante de la facultad saludaron la llegada del Príncipe con grititos semejantes a los que acogen habitualmente la entrada en escena de las estrellas del rock. Don Felipe, que vestía informalmente con pantalones vaqueros y jersey, entró en el edificio por el pasillo humano que iban abriendo los miembros de su escolta personal. "Está macizo", "Es guapísimo", "¡Qué alto!", eran algunos de los comentarios femeninos a su paso; "Pues no es para tanto", y "No es tan alto", los masculinos.El heredero de la Corona fue acompañado hasta el interior de su aula por el catedrático Elías Díaz, quien enseñará la asignatura de Derecho Natural al grupo en que está matriculado don Felipe. "Un grupo demasiado numeroso, como todos los de los primeros cursos", como lamentaría posteriormente en conferencia de prensa el decano de la facultad, Aníbal Sánchez, quien se quejó del desemesurado crecimiento de matrícula al que hacen frente desde hace años tanto su centro (que este curso contará con unos 7.000 alumnos) como la facultad de Económicas, en la que el Príncipe de Asturias recibirá algunas enseñanzas complementarias. Los estudios jurídicos serán la base de su formación universitaria.

Universidad prestigiosa

Yolanda, Sonsoles, Natalia y Gemma, compañeras de aula del Príncipe, se frotaban las manos pensando que su presencia contribuirá sin duda a que "las cosas funcionen bien en todos los aspectos: cuidado de las aulas, calidad de los profesores...", aunque las cuatro creen que la elección de la Autónoma se debe a que "está menos masificada" y "goza de mayor prestigio".

Este criterio era compartido Universidad prestigiosa por un grupo de alumnas de segundo y tercero, cada una de las cuales arrastra algunas asignaturas del curso anterior, "porque los estudios en esta facultad son muy duros", según dijeron. Una de ellas, Araceli, alumna de tercero, comentó que "no es lo mismo el título de licenciado en Derecho de la Autónoma que el de la Complutense, donde las cosas son bastante más fáciles". Araceli aseguró que había visto algún anuncio de empleo para graduados en Derecho en el que se recomendaba expresamente que se abstuvieran los titulados de la Complutense.

En su primera jornada lectiva el Príncipe asistió primero a la clase de Derecho Natural, y posteriormente a la de Derecho Político. Ambas materias las cursará diariamente, de lunes a jueves, con el grupo 2. Las otras dos materias de primer curso (Derecho Romano e Historia del Derecho), las seguirá, en régimen de seminario, con un grupo de treinta alumnos. Los estudiantes de este grupo reducido han sido seleccionados por el decanato de la Facultad entre los que ingresaron en la misma con los mejores expedientes académicos.

Cinco de siete alumnos consultados antes de que el Príncipe entrara ayer al primer seminario, cursaron sus estudios de bachillerato y COU en colegios privados. Los otros dos proceden de institutos públicos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 19 de octubre de 1988