Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
RELIGIÓN

El Vaticano propicia el deshielo con 8.000 curas casados

El Vaticano ha iniciado una política de deshielo hacia los sacerdotes casados, según manifestaron fuentes del Movimiento Pro Celibato Opcional (Moceop), que agrupa a alrededor de un millar de curas secularizados españoles. Además de un incremento en el número de dispensas durante este año (en una sola hornada se dieron 800), otro hecho sintomático ha sido que el propio cardenal Joseph Ratzinger, prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe —que se en carga de conceder las dispensas—, respondiera hace unos meses a una carta de la asociación de sacerdotes secularizados alemanes, a los que reconoce por vez primera como colectivo.

La organización de curas casados de la RFA asegura que el propio cardenal ha remitido cartas a los obispos las que les pide que no ignoren a los sacerdotes secularizados. Este hecho no ha sido confirmado, a requerimiento de este diario ante varios miembros del episcopado español, algunos de los cuales mantienen desde hace años contactos en privado con los sacerdotes secularizados, que en España son 8.000, a los que hay que añadir unos 30.000 religiosos y religiosas también secularizados.

Deshielo

Todos estos elementos serán abordados en los debates del II Encuentro Estatal de Curas Casados que los días 15 y 16 se celebran en Madrid. Según el Moceop español, "las cosas están cambiando en la praxis eclesial; al cura casado o secularizado se le llama y se le pide que ponga su carisma al servicio de la comunidad como cristiano cualificado".

"Los obispos españoles se han movido", asegura el boletín de este colectivo. "Durante años prefirieron ignorar al Moceop", agregan, "pero han levantado acta de que el movimiento existe, y lo han hecho por escrito —con membrete oficial— con una encuesta sobre los planteamientos y personas que forman el movimiento".

"El cambio de actitud y una mayor compresión hacia nosotros es innegable", manifestó a este diario Julio Pérez Pinillos, coordinador del Moceop. "Nos consta que recientemente ha salido del Vaticano la indicación a algunas diócesis para que se mejoren las relaciones con los curas casados", agregó. El primer indicio de este deshielo fue la constitución Pastor Bonus, que fue presentada en Roma en junio. Según este documento, la concesión de las dispensas pasará de la Congregación para la Doctrina de la Fe — a la del Clero. Este traspaso de competencias está previsto para el 1 de marzo.

Los sacerdotes secularizados recuerdan que en este clima de deshielo han sido pioneros obispos estadounidenses y brasileños. El presidente de la Conferencia Episcopal Brasileña, Luciano Mendes de Almeida, dijo en un encuentro celebrado el pasado año con los curas casados de su país que "el rechazo del ofrecimiento pastoral de los curas casados parece un despilfarro económico".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de octubre de 1988