La Smithsonian Institution abre una oficina en España

La Smithsonian Institution de Washington, la institución privada que cuenta con más recursos en el mundo, ha abierto una oficina de representación en Madrid con el fin de ampliar su programa de actividades culturales a todo el ámbito de habla hispana. La oficina en Madrid está dirigida por Luis Gómez Acebo, duque de Badajoz, en colaboración con Isabel García de la Rasilla.Con motivo de la celebración del V Centenario del Descubrimiento de América, esta institución, que hasta ahora se había limitado a actuar en el mundo anglosajón, ha decidido poner en marcha un programa que cuenta por el momento con varias ideas genéricas a desarrollar. "Los representantes de la Smithsonian Institution se han dado cuenta de que su implantación, siendo universal, era muy pobre en Latinoamérica y el mundo hispano en general", afirma Gómez Acebo. Según él, el programa que se ha puesto ya en marcha consta de cinco puntos importantes. "Habrá un intercambio entre investigadores de ciencias y humanidades, españoles y norteamericanos. También se establecerá un intercambio de especialistas en técnicas museísticas y conservación entre estos dos países", dijo. La Smithsonian tiene 14 museos de una temática muy variada, que abarca desde objetos espaciales a tesoros antropológicos.

"Se está tratando de poner en marcha un programa de publicaciones tanto de libros de texto como de libros de divulgación de temas latinoamericanos e hispánicos. El cuarto punto será un intercambio a nivel más popular para hacer visitas a museos españoles y estadounidenses".

"Por último, se hará una serie de televisión, de cinco capítulos de una hora cada uno, sobre el descubrimiento de América, en colaboración con el Canal 4 británico y empresarios españoles. El guión estará a cargo del escritor mexicano Carlos Fuentes. El título de la serie, por el momento, es El espejo enterrado".

La Smithsonian Institution se financia con la herencia de su fundador, el científico inglés James Smithson (1765-1829); con presupuestos del Gobierno de EE UU y con las aportaciones de sus dos millones y medio de socios en todo el mundo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 05 de mayo de 1988.