Dos policías heridos por un recluso durante un forcejeo en Barcelona

Los policías Francisco Contreras Cuesta y Francisco Polo Guerra resultaron con heridas de pronóstico grave y menos grave, respectivamente, durante un forcejeo que se produjo con un recluso en un ambulatorio de Barcelona. El preso Cristobal Moral Martos se apoderó del arma del policía Contreras, que fue disparada en dos ocasiones. Los agentes habían trasladado a Moral y a Juan Miguel Aroca Campos, internados en la cárcel Modelo, a un ambulatorio situado en el número 8 de la calle de Torres Amat, donde debían realizarles sendas radiografías de tórax.El suceso se produjo a las 10.00 horas, cuando Moral salía de la sala de rayos X del ambulatorio, donde le habían realizado una radiografía de tórax. El preso aprovechó la circunstancia de que en aquel momento no estaba esposado y se abalanzó sobre el policía Contreras, según informaron fuentes policiales.

El recluso se apoderó durante el forcejeo del arma del policía, que se disparó alcanzando a Contreras en el vientre. El policía tuvo que ser intervenido en el Hospital Clínico. Polo resultó alcanzado por otro disparo y fue ingresado en la clínica Delfos, de Barcelona, en estado menos grave.

Los policías, aunque heridos, consiguieron reducir a Moral. El otro recluso, Juan Miguel Aroca, intentó escapar sin conseguirlo, porque fue atrapado en las escaleras que conducen al exterior por un empleado del ambulatorio.

Varias dotaciones de la policía se personaron en el ambulatorio, alertadas por el personal del centro sanitario.

Los presos fueron trasladados al Juzgado de Guardia y al mediodía de ayer ingresaron de nuevo en la cárcel Modelo de la capital catalana.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción