Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Economía no permitirá que los grandes bancos sean controlados por extranjeros

"El Banco de España, de acuerdo con el Ministerio de Economía y Hacienda, no considera oportuna ninguna participación de grupos extranjeros en los órganos de dirección de los grandes bancos españoles, que deben seguir controlado por capital español declaró el gobernador, Mariano Rubio, en su intervención en la conferencia de mercados de capitales. La dura advertencia se dirigió a los grupos extranjeros que pretendan adquirir acciones bancarias sin autorización previa.

El gobernador del Banco de España, en una intervención muy concreta y muy dura, según la mayoría de los expertos que la escucharon, dejó ayer muy claro que el Gobierno, a través del Ministerio de Economía y Hacienda y del propio banco emisor, no está dispuesto a tolerar que las grandes instituciones financieras internacionales se hagan con el control de una parte del capital, y de la gestión, de cualquiera de los grandes bancos nacionales.Mariano Rubio, argumentando que la preocupación no solo se está dando en España sino también en el resto de los países de la Comunidad Europea, destacó su preocupación por la posible "compra de paquetes importantes de valores bancarios por parte de extranjeros en busca, no de una inversión mobiliaria pura y simple, sino de una toma de posiciones de control en algún banco español". Para el gobernador, el papel que las instituciones bancarias juegan dentro de la economía española es de tales características que el Banco de España no puede "desentenderse de cambios en su accionariado que pudieran tener una influencia en sus órganos de dirección". La declaración del gobernador obedece a una decisión, tomada hace meses cuando los grandes bancos se comprometieron a no vender sus filiales a extranjeros.

Invertir sin control

En aquella reunión, celebrada a primeros de año, se señaló que la inversión extranjera en bancos era bien recibida si no buscaba la toma de control y que, aunque se consideraba que ningún banco extranjero trataría de controlar entidades españolas sin la autorización de las autoridades, "sería bien recibida una declaración de la autoridad monetaria en este sentido". Seis meses después ha tenido lugar dicha declaración.Aunque en medios del sector se han producido en las últimas semanas distintos rumores sobre posibles grupos extranjeros que podrían estar tomando participaciones en bancos españoles con el objeto de tomar el control, parece que la advertencia del Banco de España habría querido tener más el carácter de anticipación que de intentar cortar algún hipotético movimiento concreto.

Las razones para esta dura advertencia, "el Banco de España vería muy mal que un grupo extranjero intentara cualquier operación de esas características sin ser informado previamente" se basan en que conviene que los grandes bancos tengan las manos libres para los más que probables movimientos que, ante la creación del mercado único europeo, pueden producirse en los bancos de la CE.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 24 de junio de 1987

Más información

  • Mariano Rubio hace una declaración institucional