HOY, ELECCIONES

La Guardia Civil dispara a un alcalde de Gerona al que confundió con un atracador

El alcalde de la Vall d'en Bas (Gerona), Bartomeu Plana, y tres miembros de su candidatura independiente, que le acompañaban en coche la noche del pasado lunes, fueron tiroteados por dos guardias civiles vestidos de paisano cuando terminaban de pegar carteles electorales. El tiroteo, del que resultaron ilesos, sucedió a las 22.30, cuando los dos guardias civiles, destinados en la Vall d'en Bas, confundieron el coche del alcalde con el de unos atracadores. Los candidatos, que tienen una estrecha amistad con los agentes, anunciaron ayer que no presentarán ninguna denuncia.

Plana y sus acompañantes acababan de pegar unos carteles de su candidatura y habían montado de nuevo en el coche, pero la Guardia Civil creyó que escondían un botín y que se daban a la fuga. En el lugar de los hechos se recogieron- nueve casquillos de bala.La noche del pasado lunes, las fuerzas de orden público de la comarca estaban en alertadas para localizar a los autores de un atraco ocurrido aquella tarde en la localidad gerundense de Roses. El sargento del Vall d'en Bas y un número de la guarnición a su mando montabanguardia a la espera de uno de los Presuntos atracadores, identificado como un vecino de la mencionada localidad.

La Guardia Civil y la Policía Municipal de Olot, también en Gerona, habían montado controles en las entradas; de Olot y Les Preses. Esperaban un Renault 12, de color azul, con cinco ocupantes que habían cometido un atraco en Roses y a los que se creía armados.

"Tumbaros"

A las 10.30 de la noche, Bartomeu Plana, alcalde del Vall d'en Bas, terminaba de pegar unos carteles. Le acompañaban Salvador Matell, Agustí Colomer y Eudaldo Llagostera, y se desplazaban en el coche del alcalde. En el límite del término municipal del Vall d'en Bas, Plana detuvo su coche para llenar de carteles las paredes de una caseta abandonada. Cuando volvía a poner el coche en marcha, uno de los ocupantes se apercibió de la presencia de dos personas armadas a las que confundió con ladrones. "Tumbaros", dijo el alcalde mientras apretaba el acelerador. Cuatro impactos de bala -dos en los cristales y dos en la carrocería- no detuvieron el coche Los agentes aseguraron posteriormente que no. dispararon con intención de dar.Plana condujo hasta el cuartel de la Guardia Civil, a unos dos kilómetros del lugar de los hechos, donde presentó denuncia. Los desconocidos fueron identificados poco después, al volver los dos guardias civiles convencidos de que los atracadores de Roses se les habían escapado.

El sargento había disparado un tiro de pistola y otros ochodisparos salieron del subfusil ametrallador del guardia civil.

"Hemos estado a punto de matar a nuestros mejores amigos en el Vall d'en Bas", se lamentaban los agentes el lunes por la noche, según explicó ayer Bartomeu Plana. Ni el alcalde ni los tres candidatos que le acompañaban piensan presentar denuncia. "Hace tiempo que los conozco, son buena gente, cumplen con su deber y aún no entiendo lo que pudo pasar", decía ayer Plana. El comandante de la Guardia

Civil de Gerona ha ordenado la apertura de un expediente por "uso indebido de arma de fuego". Por su parte, el gobernador civil, Pere Navarro, manifestó que el sargento es "uno de los más eficaces de la comandancia y una persona muy querida entre la población".

A la misma hora en que sucedieron los hechos, la Guardia Civil de Olot, en colaboración con la Policía Municipal, detenía a los atracadores de Roses tras una breve persecución.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0009, 09 de junio de 1987.

Lo más visto en...

Top 50