Dos mercantes bloquean el puerto de Algeciras para forzar un acuerdo con la Administración

Los barcos mercantes Burgos y Cimadevilla, pertenecientes a la Sociedad de Gestión de Buques (SGB), mantienen bloqueado desde las 7.30 de ayer el puerto de Algeciras, en cuya bocana fueron fondeados por las tripulaciones en huelga. Los marinos se niegan a dejar paso libre hasta que la Administración se comprometa a dar una solución a los 57 navíos que gestiona. El cierre del puerto supone unas pérdidas diarias de cientos de millones de pesetas, además del aislamiento de Ceuta. Estas medidas podrían extenderse a los puertos de Cádiz y Las Palmas.

Más información

La decisión de bloquear el puerto de Algeciras fue adoptada por el comité de huelga a nivel nacional, en el que tiene un peso fundamental el sindicato de transportes de UGT. [La huelga que afecta a los 57 navíos que administra la entidad estatal SGB se convocó ante las noticias de que esta empresa ha dispuesto la venta de 40 barcos a compañías norteamericanas. Estos barcos proceden de armadores que se acogieron a los préstamos del Banco de Crédito Industrial que no pudieron hacer frente a sus compromisos].Las tripulaciones del Burgos y el Cimadevilla colocaron ambos barcos, de 4.000 toneladas de desplazamiento y más de 100 metros de eslora, atravesados en la bocana del puerto y unidas las cadenas de las dos anclas mediante un cable, de modo que sólo embarcaciones pequeñas pueden entrar o salir del puerto. No obstante, a primera hora de la mañana se permitió la entrada al transbordador Ciudad de Algeciras, procedente de Ceuta, porque transportaba una ambulancia con un joven que necesitaba urgente tratamiento médico. El resto de los seis servicios de ida y vuelta con Ceuta no se realizaron ayer, mientras los cuatro con Tánger se desviaron a Málaga. Las autoridades del puerto preparaban ayer una línea sustitutiva entre Ceuta y Tarifa con barcos más pequeños, los que hacen la línea Tánger a Málaga, con cabida para 450 personas y unos 30 vehículos.

Estas medidas podrían verse perturbadas con amenazas de realizar otros bloqueos en más puertos. Sin embargo, fuentes del comité de huelga en Algeciras manifestaron que la intención de los marinos no es perjudicar el tráfico con Marruecos, y que los posibles cierres se darían en puertos como los de Las Palmas o Cádiz.

La Dirección General de la Marina Mercante conminó por la mañana mediante un télex a ambas tripulaciones para que depusiesen su actitud bajo amenaza de expediente. Los huelguistas replicaron que en su situación laboral actual les era indiferente la sanción. Aunque el oficial de guardia de la Comandancia de Marina del puerto de Algeciras indicó que ayer tarde estaban u la espera de órdenes, otras fuentes gubernamentales manifestaron que desde Madrid se habían cursado instrucciones para que se desbloquease el puerto. De hecho, a las 19.10 horas se presentó ante la bocana la corbeta F-35, de nombre Cazadora, procedente del puerto de Cádiz. El buque de guerra hizo ademán de pasar entre los dos barcos cargueros, pero desde éstos se le avisó de la existencia del cable sumergido entre ambos, por lo que la corbeta viró en redondo y fondeó a la entrada del puerto.

En la madrugada de ayer todavía no se había tomado ninguna medida de fuerza, aunque en el puerto se encuentra un remolcador de la Dirección General de Marina Mercante, el Punta Europa, que tiene potencia suficiente para arrastrar los buques que bloquean la entrada.

El presidente de la junta del puerto de Algeciras, Ambrosio González, calificó la medida de auténtica salvajada", por las consecuencias del bloqueo del puerto. Éste, el tercero de Espa fía por tráfico total, además de unir Ceuta con la península, es un punto clave de abastecimiento para los barcos que pasan por el Estrecho. En 1986 tuvo un movimiento de 3.151.086 pasajeros, 422.160 vehículos y 22.904.721 toneladas de tráfico de mercancías.

Según cálculos de fuentes de la propia junta, el bloqueo puede suponer unas pérdidas diarias de 500 a 600 millones de pesetas para las compañías navieras o servicios que trabajan en las instalaciones.

Bloqueado el tráfico desde la mañana, no pudo hacerse a la mar el buque Puerto Santoña, que debía zarpar con contenedores a Canarias. No pudieron acceder al puerto el Slotter Gracht, holandés, que transportaba 500 toneladas de pasta de papel y quedó fondeado en la bahía. Para la tarde se esperaba la llegada del World Lynx, liberiano, y el Navicon, español, asicomo el Ilargía, buque congelador que debía llegar anoche.

[Por otra parte, el alcalde de Ceuta, Aurelio Puya, y parte de los 25 concejales de la corporación, se encerraron anoche en el ayuntamiento en protesta por el bloqueo del puerto de Algeciras, que deja incomunicada a esta ciudad, informa Efe).

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 14 de mayo de 1987.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50