Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Alonso implicó al alcalde de Palencia en el pago del secuestro, según uno de los detenidos

El primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Palencia, Enrique Alonso, implicó al alcalde de la ciudad, el aliancista Francisco Jambrina, en los pormenores del pago del secuestro sufrido por el concejal Rafael Becerril, en noviembre de 1985, según ha declarado a la policía Gonzalo Castro, uno de los detenidos. Enrique Alonso, en libertad bajo fianza desde el martes, ha negado rotunda y firmemente toda participación en los hechos. Por su parte, el alcalde de la ciudad no quiso hacer ayer ningún tipo de declaración, alegando que con la libertad de Alonso considera cerrado el caso.

Un abogado del PSOE, Julio Villarrubla, se ha personado en el sumario abierto en el juzgado de instrucción número 2 de Palencia, aunque en la tarde de ayer aún no había determinado las acciones a ejercitar. En la comisión de gobierno celebrada ayer por la tarde, bajo la presidencia del alcalde, los diez concejales socialistas solicitaron la convocatoria urgente de un pleno extraordinario, para tratar la campaña de presión que la derecha palentina y determinados medios de comunicación han ejercido sobre el concejal Rafael Becerril y de esta manera poder desagraviarle". El único concejal comunista, Antonio Herreros, solicitó por su parte la dimisión del primer teniente de alcalde.Gonzalo Castro, de 22 años, fue detenido el pasado día 10 de febrero, tres días antes de la detención del primer teniente de alcalde, acusado de haber pagado 400.000 pesetas a Carlos Valderrábanos, heroinómano en proceso de desintoxicación y amigo de la infancia, para llevar a cabo el secuestro del concejal ex aliancista Rafael Becerril. Gonzalo Castro, que se encuentra interno en la prisión de Palencia, ratificó todos estos extremos en sus declaraciones a la policía.

Según fuentes cercanas a la investigación, Gonzalo Castro ha declarado a la policía que dio a Carlos Valderrábanos, por encargo del teniente de alcalde, 200.000 pesetas y le prometió el resto del dinero una vez llevado a cabo el secuestro, cuyo objetivo era que Rafael Becerril abandonara el ayuntamiento.

Valderrábanos exigió días más tarde el segundo plazo a Gonzalo Castro y éste se dirigió a Enrique Alonso para conseguirlo, tal y como le había prometido. Según las declaraciones de Castro, Enrique Alonso le dijo que "no, el alcalde dice que no, porque no se ha conseguido el objetivo del secuestro". "Vete tú y habla con Jambrina", afirma textualmente Gonzalo Castro que le dijo Enrique Alonso. Días más tarde, el resto del dinero prometido le fue entregado a Gonzalo Castro por el primer teniente de alcalde para hacerlo llegar a su último destinatario: Carlos Valderrábanos.

Un joven idealista

Gonzalo Castro, según todas las personas que le conocen, es un joven idealista, fiel colaborador e íntimo amigo de Enrique Alonso. Incluso, el día de su detención y cuando fue preguntado por la policía que a quién había que avisar, Castro pidió la comparecencia de Enrique Alonso y no la de su familia. "Sólo quería que se avisara a Enrique Alonso", afirmó una fuente policial.Por su parte el abogado de Gonzalo Castro, José Luis Díez Sampedro, de 27 años y ex presidente de Nuevas Generaciones de AP, afirmó ayer a este periódico que su defendido ha jugado en estos acontecimientos el papel de "perfecto y leal intermediario de las directrices que le ordenaron". "Gonzalo no toma en nirigún momento la iniciativa", dijo el abogado, "sobre la realización del secuéstro, la cantidad a pagar, la fecha y las acciones a llevar a cabo".

Asimismo José Luis Diez, quien ha pedido a su defendido que "tire de la manta y cuente todo lo que sabe", se muestra temeroso de que, en caso de no cambiar la situación legal actual, Gonzalo Castro quede como único inductor y no como mero cómplice".

El hilo conductor para las recientes detenciones de los presuntos implicados en el se cuestro parte de una llamada telefónica anónima recibida por Rafael Becerril hace tres sema nas en la que le pide 500.000 pe setas a cambio de todo tipo de información sobre el secuestro sufrido y los autores del hecho La policía identifica al extorsionador, que resulta ser Carlos Valderrábanos, quien finalmente se confiesa autor material del secuestro, como Fernando Fernández Merino, éste último en paradero desconocido.

[Fernández Merir.o aseguró ayer en llamada telefónica a la emisora Antena 3 de Palencia que había abandonado España ayer a mediodía, informa Europa Press].

Por su parte, Rafael Becerril, que se encuentra fuera de Palencia desde hace más de una semana, manifestó a este periódico que se siente "liberado de una carga" que ha llevado durante más de un año, al conocer que la policía había puesto a disposición judicial a uno de sus presuntos secuestradores, así como a otras dos personas como supuestos inductores del rapto, informa Francisco Alcántara.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de febrero de 1987

Más información

  • Un abogado del PSOE se persona en el sumario