Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CIENCIA

Los físicos acaparan los premios nacionales de investigación

Dos físicos, Alberto Galindo y Pedro Pascual, han compartido el Premio Santiago Ramón y Cajal 1985 de investigación científica, dotado con 10 millones de pesetas. El químico Enrique Costa Novella ha obtenido el Premio Leonardo Torres Quevedo de investigación técnica, con igual dotación. Finalmente, los también físicos Luis E. lbáñez Santiago y David Jou Mirabent han obtenido el Premio Rey Juan Carlos I de investigación científica para investigadores jóvenes. Este último galardón, en su vertiente humanística, ha quedado desierto.

Un jurado presidido por el ministro de Educación y Ciencia, José Antonio Maravall, ha fallado los diversos premios -convocados por este ministerio junto con el que lleva el nombre de Ramón Menéndez Pidal, concedido al historiador sevillano Antonio Domínguez Ortiz- con objeto de estimular y reconocer el trabajo de investigación. Los nombres de los galardonados fueron hechos Públicos ayer. Todos los premios tienen carácter bienal.Los dos físicos que han compartido el Premio Ramón y Cajal de investigación científica se, dedican a la física teórica. Alberto Galindo, catedrático de Física Teórica en la Universidad Complutense, ha contribuido con sus investigaciones en campos como la mecánica cuántica, la captura de muones (partículas elementales) por núcleos, acoplamientos de simetrías, análisis variacional y sistemas no lineales integrables. Fue el primer director del Grupo Interuniversitario de Física Teórica (GIFT) en 1968. Su trabajo está asociado estrechamente a la renovación casi total de las enseñanzas de física cuántica, mecánica cuántica, métodos matemáticos de la física, etcétera. Su libro Mecánica cuántica, en colaboración con Pedro Pascual, está considerado como uno de los tratados más completos de la especialidad.

Por su parte, Pedro Pascual, sevillano, de 52 años, catedrático en la universidad dé Barcelona, ha dedicado sus más de 25 años de vida profesional al desarrollo de la física teórica en España. Ha publicado un centenar de trabajos en. revistas científicas y contribuyó igualmente al lanzamiento del GIFT.

Enrique Costa Morella es químico y farmacéutico. Nació en Valencia, en 1916, y fue catedrático de Química Técnica en la facultad de Ciencias de la Complutense. Su labor investigadora se enmarca en dos campos fundamentales: la cinética química aplicada y la transferencia de materia. Ha dirigido más de 60 tesis doctorales, y es considerado el creador de la escuela de ingeniería química en España.

Los dos investigadores jóvenes han obtenido el premio, dotado con un millón de pesetas, en el límite de edad, 33 años, que fijan las bases. Luis E. Ibáñez nació en Valencia, en 1952, y es profesor titular de física teórica en la Universidad Autónoma de Madrid. Ha trabajado en los campos de la supersimetría y la supergravedad, teorías que suponen un intento para conseguir una visión unificada de las interacciones físicas, incluyendo la gravitación. Es coautor del Modelo de Madrid, que da un espectro para partículas supersimétricas, y ha sido el descubridor del mecanismo de ruptura espontánea de la interacción electrodébil.

David Jou Miravent, nacido en, Sitges (Barcelona), en 1953, doctor en ciencias físicas por la Universidad Autónoma de Barcelona, es profesor titular de termología en dicha universidad. Ha investigado en los campos de termodinámica de proceso irreversible y termodinámica. de procesos biológicos.

El jurado que otorgó los premios estuvo formado por Juan Rojo, Enrique Trillas, Emilio Muñoz, José Elguero, Emilio Lledó, Rafael Lapesa, KoIdo Michelena y Rafael Portaencasa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 31 de mayo de 1986