Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Francia se ha comprometido con España a expulsar a 'Txomin'

El Gobierno de Francia se ha comprometido con España a expulsar de su territorio al dirigente de la organización terrorista ETA Militar, Domingo Iturbe Abasolo, Txomin, actualmente a la espera de ser juzgado en ese país por violación de la asignación de residencia, según han informado fuentes gubemamentales españolas.Txomin, según las mencionadas fuentes, sería deportado casi con seguridad a Ecuador, país que recientemente acogió al número dos de ETA Antxón Etxebeste, quien permaneció deportado en Santo Domingo.

La entrevista de José Barrionuevo en La Haya con su homólogo francés durante la reunión del grupo TERVI, que reúne a los ministros del Interior de los países de la Comunidad Europea, fue decisiva para intensificar la colaboración antiterrorista y en el reciente viaje del subsecretario del Ministerio del Interior, Rafael Vera, a París se concretó esa cooperación. Según las fuentes citadas, el ministro del Interior francés, Charles Pasqua, se comprometió ante Vera a expulsar de Txomin del territorio francés, siempre que España encuentre países que le acojan.

Las mismas fuentes añaden que posiblemente la expulsión se lleve a cabo después de que el juez decida, aunque han precisado que el Gobierno francés podría acordar su expulsión sin esperar a la resolución judicial. Hasta el momento, el Gobierno español no ha recibido ninguna comunicación oficial por parte de Francia en el sentido del que el dirigente etarra vaya a ser expulsado en breve espacio de tiempo.

La detención de Txomin se produjo precisamente poco después de las reuniones en las que los ministros de la CE llegaron a acuerdos para profundizar la cooperación policial. Domingo Iturbe, que hasta entonces había podido pasearse con cierta tranquilidad por Francia, pese a haber violado la asignación de residencia, cayó rápidamente en un control policial, según informa desde París Soledad Gallego Díaz.

Arresto inmediato

España solicitó a París un gesto que demostrara la voluntad de cooperación después del atentado de Madrid que costó la vida a cinco guardias civiles. El ministro del Interior, que ha criticado varias veces a los Gobiernos que permiten que transiten libremente por su territorio terroristas de otras nacionalidades, aceptó inmediatamente y ordenó el arresto de Iturbe.Medios políticos afirman que por el hecho de poseer estatuto de refugiado Txomin no puede ser extraditado ni enviado hacia un país que pueda ser peligroso para su vida, peró que las autoridades francesas disponen de suficientes recursos como para alejarle de España e, incluso, de Europa.

El Gobierno francés, según dichos medios, hará, dentro del respeto a la ley, lo que Madrid considere más conveniente. Las autoridades españolas pueden o bien considerar que es más interesante que Domingo Iturbe continúe en Francia, en cuyo caso solicitarían que París le asigne de nuevo residencia o bien que Txomin no representa posibilidad alguna de diálogo y que conviene que sea enviado a muchos miles de kilómetros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 14 de mayo de 1986