Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
RELIGIÓN

Mario Tagliaferri, nuevo nuncio apostólico en España

El papa Juan Pablo II nombró ayer nuncio apostólico en España al arzobispo italiano de 58 años Mario Tagliaferri, titular de la diócesis de Formia. Paralelamente se hizo pública también ayer su decisión de nombrar obispo de Teruel a Antonio Agora Hernando, de 45 años, hasta ahora vicario de la diócesis de Madrid-Alcalá.

Mario Tagliaferri, nacido en Alatri (centro de Italia), ha ocupado puestos de responsabilidad dentro de la diplomacia vaticana en la República Dominicana, Estados Unidos, Canadá, República Centroafricana, Chad, Congo-Brazzaville, Brasil, Cuba (pronuncio) y Perú (nuncio). Sustituye en la nunciatura española, una de las más importantes, junto con la de París, a Antonio Innocenti, que fue nombrado cardenal el pasado mes de marzo.

En medios vaticanos se ha calificado al nuevo nuncio en España como "una persona aparentemente humilde y sencilla, pero de una enorme sensibilidad y eficacia; muy prudente en sus relaciones con la política, pero por otra parte muy enterado del desarrollo de la misma".

"Un hombre finísimo"

El nuevo nuncio en España fue compañero de estudios en la universidad Gregoriana de Roma de Eduardo Martínez Somalo, sustituto de la Secretaría de Estado del Vaticano. Precisamente Martínez Somalo, que se encuentra pasando unos días de vacaciones junto con su familia en La Rioja, ha definído a Mario Tagliaferri "como un hombre finísimo de la Iglesia", según informa Antonio Moral desde Logroño.Eduardo Martínez Somalo ha manifestado que conoce y estima al nuevo nuncio en España desde que realizó con él estudios de Derecho en la universidad Gregoriana de Roma. Los términos cordialidad y diálogo definen la forma de actuar del nuevo nuncio, según Martínez Somalo, quien ha manifestado que lo considera como "un sacerdote extraordinario y una persona muy cordial que es capaz de adoptar las decisiones con tranquilidad y buscar la colaboración de la Conferencia Episcopal".

"Con ocasión del último viaje a Latinoamérica, el Santo Padre y yo pudimos percibir la gran estima que se le tenía en todos los ambientes de Perú, un país muy conflictivo donde Mario Tagliaferri tuvo que tomar importantes decisiones, aunque supo imponer un clima de calma y cordialidad en los distintos niveles".

Preguntado si su opinión había influido en el papa Juan Pablo II a la hora de designar a Mario Tagliaferri como nuncio para España, Martínez Somalo ha preferido abstenerse. "Sólo puedo decir", ha indicado, "que conozco y estimo al nuevo nuncio en España".

El nuevo obispo de Teruel, Antonio Agora, nació en Vilueña (Zaragoza), pero su carrera sacerdotal la ha realizado en Madrid. Desde 1968 a 1973 desempeñó el cargo de consiliario de las Hermandades de Trabajo de Alcalá de Henares.

El 9 de octubre de 1984 fue nombrado vicario episcopal de la vicaría VIII de la archidiócesis de Madrid-Alcalá.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 21 de julio de 1985