Los controladores canarios aseguran que el servicio de radar no opera 20 días al mes

La Asociación de Controladores de Tráfico Aéreo de Canarias (ACTAC) -una de las ocho asociaciones regionales de la Asociación Confederal Española de Controladores Aéreos (ACECA)- afirmó ayer a través de un comunicado que el "servicio de radar del centro de control de Las Palmas está fuera, de servicio 20 días de cada mes". Por su parte, Enrique Barón, ministro de Transportes, Turismo y Comunicaciones, responderá mañana en el Pleno del Senado a los diputados del Grupo Popular y Cataluña al Senado, Manuel Ferrer y Ángel Isidro Guimera, sobre la seguridad de los aeropuertos nacionales. A su vez, Barón comparecerá en la comisión correspondiente del Congreso de los Diputados.La ACTAC, que dice contar con 58 afiliados de un colectivo de 81 añade en el comunicado que "el sistema de radar no es de reciente instalación, ni tampoco nuevo, sino totalmente obsoleto". "Su fiabilidad es nula, los ecos dobles son innumerables y las zonas ciegas muchas", agrega el comunicado. A este respecto fuentes de ACTAC precisaron que "un mismo blanco aparece hasta cuatro veces y existen zonas de 40 o 50 millas sin cobertura".

"Por todo esto el control que se lleva a cabo en el centro es el sistema convencional, basado en informes de posición que las aeronaves comunican a través de las frecuencias", informa el comunicado. Las mismas fuentes indicaron que el control que se realiza se limita a fichas de posición, basadas en la fiabilidad de la información que transmite la tripulación de la aeronave. "Las lagunas en este sistema son también amplias, pues tanto las radioayudas como las frecuencias fallan continuamente y su cobertura es , insuficiente para el espacio aéreo a cubrir", indica el comunicado.

"Las líneas telefónicas con los espacios aéreos colaterales -Casablanca (Marruecos), Dakar (Senegal), Sal (islas de Cabo Verde), Puerto Santo (islas Madeira) y Santa María Oceánico- están aun peor, y el fluido eléctrico se va demasiadas veces, se han llegado a contabilizar 100 apagones en un año", agrega. "Pero lo peor de todo es que no hay una unidad de servicios ininterrumpidos que asegure el suministro eléctrico en caso de fallos del sistema principal". El comunicado indica que "la seguridad se ve mermada", aunque añade que ésta se encuentra dentro de los márgenes de lo permisible. La Dirección General de Aviación Civil reiteró ayer que "la seguridad del espacio aéreo español está garantizada".

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 15 de abril de 1985.

Lo más visto en...

Top 50