Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

'Los Sorolla de La Habana' se exponen en la tierra del artista

La exposición Los Sorolla de La Habana, integrada por 31 pinturas pertenecientes al Museo Nacional de Bellas Artes de Cuba, que ya fueron expuestas durante el mes de diciembre en las salas Pablo Ruiz Picasso, Madrid, se abre desde ayer tarde en la ciudad natal del artista. Muchos de los cuadros que hoy empiezan a exhibirse en el Centro Cultural de la Caja de Ahorros no han estado nunca en la ciudad, que cuenta entre su patrimonio artístico con algunas obras del pintor, varias de ellas adquiridas por instituciones públicas en subastas en los últimos años.

La exposición, tras su paso por las salas de la Biblioteca Nacional, de Madrid, y de Valencia, tendrá un carácter itinerante por otras ciudades mediterráneas.

La concepción de Sorolla como iniciador de la modernidad artística valenciana centró anteayer la intervención del director general del Patrimonio de la Generalitat, Tomás Llorens, durante la presentación de la muestra a los medios informativos.

"Sorolla" -dijo Tomás Llorens- "inicia la problemática de la modernidad en la pintura valenciana, muy distinta a la de la pintura internacional, y esto lo convierte en objeto de especial interés, porque puede contribuir a enriquecer los esquemas excesivamente difusos que circulan hoy en día sobre el concepto de modernidad".

Obra más amplia

La muestra de Los Sorolla de La Habana, según reveló Tomás Llorens, servirá de base a una exposición más amplia sobre los pintores valencianos de principios de siglo, que con el posible título de Valencia 1890-1920 se está preparando ya para su exhibición dentro de unos dos años.La permanencia de importantes obras de Sorolla en museos madrileños y extranjeros dificulta enormemente, según afirmó Felip Garin, comisario de esta muestra, la realización de una verdadera antológica del pintor, que hubiera podido prepararse ahora aprovechando la presencia en España de las pinturas cubanas.

El consejero de Cultura de la Generalitat valenciana, Ciprià Ciscar, resaltó en su intervención la importancia de la oportunidad ofrecida a la ciudad "de contemplar por primera vez nuevas muestras de la riqueza, calidad y variedad artística de la obra de Sorolla", tras agradecer a los ministenos de Cultura español y cubano, así como a la Caja de Ahorros, la colaboración prestada para hacer posible la exposición.

"Cabe recalcar también el compromiso de Sorolla de seguir fiel, a lo largo de los años de su vida en que permaneció alejado de Valencia, a una identidad que ahora reconocemos coincidente con nuestros intereses como pueblo", finalizó Ciscar.

Diversos críticos y artistas han lamentado en los medios de comunicaci ón valencianos la escasa representación de Sorolla en los museos y edificios públicos de la ciudad, dado que la mayor parte de la obra del pintor se encuentra repartida en museos, especialmente el monográfico en Madrid, en el edificio que fue su residencia, y colecciones particulares ajenas a la misma.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 31 de enero de 1985