Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La dirección de AHM de Sagunto parece aplazar el cierre del horno alto número 3

Todo parece indicar que el cierre del horno alto número 3 -el único que aún funciona- de la factoría de Altos Hornos del Mediterráneo (AHM) en Puerto de Sagunto, inicialmente previsto para el próximo lunes, ha sido aplazado. Lo mismo ocurre con la presentación del expediente de regulación de empleo que comenzó a tramitar la dirección que afecta a más de 1.800 trabajadores, en relación con el cierre de instalaciones.

Una fuente sindical aseguró que la dirección ordenó ayer suspender los trabajos para el cierre del horno, que estaba decidido que se iniciasen hoy. En cuanto al expediente, el período inicial de consultas expiró el pasado día 21, en que los trabajadores presentaron su informe negativo. La empresa lo prorrogó hasta el jueves pasado, a la espera de que hubiese antes un acuerdo. Sin embargo, ni el jueves ni ayer el comité había recibido notificación de que el expediente hubiese sido presentado ante la Dirección General de Empleo.La dirección mantiene un mutismo absoluto respecto de estos dos puntos y de los demás relativos al conflicto saguntino, pese a que este periódico ha intentado en reiteradas ocasiones recabar declaraciones. Mientras tanto, el comité de empresa, que ayer reanudó su reunión plenaria iniciada el jueves, convocó una asamblea informativa dentro de la fábrica que comenzó a las siete de la tarde y continuaba a la hora de cerrar esta edición.

El comité espera que haya una pronta reanudación de las negociaciones sobre los acuerdos para el cierre de la cabecera aprobados en abril, y que se interrumpieron el lunes por tercera vez.

La causa fue la ya habitual: el comité no consiguió suficientes garantías de que el expediente se aplace indefinidamente.

Paro del tren de laminación

Otros conflictos han venido a sumarse a los ya citados. Desde el jueves por la tarde permanecen paradas las instalaciones del tren de laminación en frío (TLF), única sección que permanecerá funcionando tras el cierre de la cabecera.El motivo es una huelga iniciada por los trabajadores del TLF debido a que habían comenzado a circular listas de empleados que habrán de abandonar esta instalación en virtud de los acuerdos de abril. Como los citados acuerdos prevén la determinación de los excedentes de plantilla en virtud de criterios de antigüedad, los trabajadores menos antiguos del TLF habrán de ceder sus puestos a otros que queden sin trabajo en la cabecera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 29 de septiembre de 1984

Más información

  • El comité no ha recibido notificación del expediente de regulación