_
_
_
_

El 86% de los empresarios de Madrid se muestra indiferente ante el proceso autonómico regional

El 86% de los empresarios madrileños no concoce las transferencias asumidas por la Comunidad de Madrid; un 83% no ha leído nunca el Boletín Oficial de la Comunidad, y un 74% ni siquiera conoce si en esa publicación se han insertado disposiciones legales que puedan afectarles, según una encuesta realizada por la Confederación Empresarial Independiente de Madrid (CEIM) dada a conocer ayer.

Sólo un 2% de los empresarios conoce detalladamente el Estatuto de Autonomía madrileño. Por otra parte, el 34% de los encuestados considera que el traspaso de funciones y servicios del Estado a la Comunidad de Madrid incidirá negativamente en la actividad económica madrileña, frente a un 13% que piensa que será beneficioso y un 53% que "no sabe".José Antonio Segurado, presidente de la CEIM, explicó en una conferencia de prensa que el hecho de que haya una mayoría relativa de empresarios que considere negativo para sus actividades el traspaso de funciones y servicios no puede interpretarse como un rechazo político al Estado autónomico.

"Ocurre", afirmó Segurado, "que los procesos de transferencias han originado confusión, complicación de los mecanismos administrativos, duplicidad de normativas en algunos casos, lentitud en la tramitación de los asuntos, entre otros aspectos negativos, y todo eso molesta a los empresarios".

La CEIM realizó la encuesta entre enero y febrero de este año, entre una muestra de 1.771 empresas repartidas en cuatro grupos, según el número de trabajadores, de las que sólo contestaron 561. En general, las empresas con un volumen superior a los 500 trabajadores son las que muestran mayor conocimiento de los temas objeto de la encuesta. Segurado anunció que la organización que preside hará un esfuerzo por extender entre los empresarios el conocimiento del fenómeno autonómico y las consecuencias que del mismo se derivan para los empresarios.

"Los empresarios", dijo, "deben ser conscientes de que, después de un año de vida de la Comunidad de Madrid, tiene ya traspasadas funciones en materia de urbanismo y ordenación territorial, fijación de precios, turismo, el Instituto de Reforma de las Estructuras Comerciales (Iresco), entre otras muchas".

A la pregunta de si la autonomía de Madrid mejorará la eficacia de los servicios públicos, sólo un 28% contesta afirmativamente, frente a un 22% que piensa que las cosas irán a peor y un 50% que cree que todo seguirá igual. En cuanto a la interrogante de qué espera de la autonomía en relación con la presión fiscal, el pesimismo empresarial es tajante: un 86% considera que las competencias autonómicas sobre presión fiscal les perjudicarán.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
SIGUE LEYENDO

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_