Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juzgado un alcalde nacionalista gallego por desobediencia a un ex gobernador

Ocho años y un día de inhabilitación especial y 50.000 pesetas de multa es la petición del fiscal para el alcalde del municipio lucense de Bóveda, Xosé María Rodríguez Castro, de la coalición nacionalsita BN-PG, procesado por un presunto delito de desobediencia al ex gobernador civil de la provincia, José Manuel Mateo Luaces. La defensa solició la absolución.El conflicto que dio origen al procesamiento se produjo hace dos años al negarse el alcalde a dar posesión de su cargo al secretario municipal, designado por el Gobierno Civil, por entender que se trataba de un abuso de poder y de una resolución anticonstitucional, acuerdo que fue tomado también por mayoría absoluta por la corporación municipal. Rodríguez Castro se negó en varias ocasiones a dar posesión al secretario, Santiago Armesto, argumentando en una de ellas, según declaró este último que le diese posesión el gobernador civil.

El alcalde, en su interrogatorio, no reconoció la jerarquía del gobernador civil en esta competencia y aseguró que no hizo otra cosa que trasladar el acuerdo corporativo, lo que también ratificó su defensor, quien antes de solicitar la absolución precisó que "en el caso de que alguien tuviese que sentarse en el banquillo tendrían que hacerlo todos los miembros de la corporación porque el alcalde no es más que el ejecutor de los acuerdos que adopta".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 14 de marzo de 1983