Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CASTILLA-LEÓN

La Audiencia Territorial de Valladolid anula las elecciones municipales de León

Las actividades propagandísticas de algunos medios informativosleoneses a favor de Coalición Democrática (CD) han sido la causa de la anulación de las últimas elecciones municipales en esta ciudad, según la sentencia dictada por la Sala de lo Contencioso Administrativo de la Audiencia Territorial de Valladolíd. En la misma sentencia se desestiman todas las demás alegaciones presentadas por los grupos socialista y comunista de concejales, que hasta entonces controlaban la alcaldía, entre ellas las referidas a errores en las listas; electorales y compra de votos a favor del mismo partido.

Según la Audiencia de Valladolid, los errores en el censo y la posible duplicidad de votos en algunas mesas no fueron en ningún momento determinantes para el resultado de las votaciones, mientras que las personas acusadas de compra de votos o de otro tipo de irregularidades habían sido absueltas o sus expedientes sobreseídos por la Audiencia Provincial de León.Por el contrario, en los considerandos de la sentencia se destaca que un artículo, publicado días antes de las elecciones en La Hoja del Lunes y firmado por Alfredo Marcos Oteruelo, constituye, en su última parte, «una indudable propaganda abierta en favor de una de las opciones electorales», al pedir para CD el voto de los centristas, cuyo partido no corría el riesgo de perder ningún concejal, de acuerdo con los supuestos de la ley D'Hont. Se califica también de significativo el trasvase de votos que arrojaron los resultados electorales, lo que «da idea de la eficacia de la campaña desarrollada en el periódico». El autot del artículo es un antiguo director del Diario de León que, en el momento de las elecciones, ocupaba el cargo de secretario provincial de acción política de AP.La Sala de lo Contencioso-Administrativo hace constar en otro de sus considerandos que el mismo día de las elecciones -2 de octubre de 1979- se procedió al reparto de ejemplares atrasados del Diario de León entre los votantes, alegándose que no se trataba de propaganda electoral, sino de una campaña de promoción del periódico. La sentencia, sin emANTONIO NUÑEZ, León bargo, señala que esta afi rmaciónde la empresa editora «no ha sido debidamente acreditada» y califica de contradictorias las versiones dadas al respecto por lasiefaturas de Correos y de Cartería de León, que llevaron a cabo el reparto de los ejemplares gratuitos.

La editora de Diario de León es una sociedad anónima nacida a principios de siglo con capital vinculado al obispado de León, como parte de la Prensa católica de la época. Su control pasó posteriormente a personas próximas al Opus Dei, formando parte de la misma cadena que editaba, entre otros, Diario Regional, de Valladolid; El Sol, de Málaga, y Diario de Mallorca.

En noviembre de 1979, un grupo de empresarios, con Domingo López a la cabeza (El Imparcial), entró a formar parte del consejo de administración, coincidiendo con una ampliación de capital. El actual consejo está integrado por Angel Panero Flórez, como presidente, a la vez miembro de la ejecutiva de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), en representación de las pequeñas y medianas empresas, y también presidente de la patronal de León Fele.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 22 de enero de 1981