Viva la democracia

(...) A pesar de todo, hay que considerar estos días de intensa vivencia política como un hito destacado en el proceso de construcción de la democracia en este país. Los debates, que han ido ganando hora tras hora en solidez y altura, nos han mostrado una clase política que no merece la descalificación sumaria y global de que tan a menudo se le hace objeto. Y nuestros conciudadanos han podido, por primera vez en mucho tiempo, asomarse al meollo mismo de la vida política, sintiéndose así concernidos y participantes (...)Aparte de este significado moral, el debate sobre la moción de censura ha aportado un dato importante: UCD se ha quedado sola. Los apoyos que logró Suárez para su investidura se han evaporado: ni CD ni el PSA, ni los diputados del Grupo Mixto Aizpún y Gómez de las Roces, todos los cuales hace catorce meses dieron su voto al actual presidente, han querido ahora «apuntalar», como dijo Fraga, al Gobierno de UCD, cuyo grupo parlamentario ya no es como hace un año, pues ha perdido dos diputados (Molins y Clavero) que se han abstenido en la votación. El Gobierno Suárez es ahora más monocolor que nunca y amenazó con quedar descolorido. Sería grave, en todo caso, que cayera en la tentación de gobernar en solitario. A la vista está adónde conducen estas mañas. (…)

UCD tiene que hacer en su seno un debate abierto y a fondo sobre su trayectoria en el futuro. Es el momento de revisar unos malos hábitos apoyados en ocasiones por unos estatutos de partido excesivamente presidencialistas y, en consecuencia, escasamente democráticos. Y es hora también de

sacar todas las consecuencias precisas, incluso las que atañen a la cúspide de un liderazgo que se ha mostrado demasiado asfixiante.

31 de mayo

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 31 de mayo de 1980.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50