Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Las Fuerzas Armadas no dudarán si se pone en peligro la seguridad nacional"

Las unidades de operaciones especiales «deberán estar en todo momento preparadas y adiestradas convenientemente por si tuvieran que intervenir en defensa de la seguridad nacional, sea donde fuere», afirma el teniente general José Gabeiras Montero, jefe del Estado Mayor del Ejército, en unas extensas declaraciones que ha concedido a la agencia Efe.

El teniente general Gabeiras ha dado esa respuesta a una pregunta sobre la hipotética intervención del Ejército para reprimir el terrorismo, y concretamente en el Norte de España contra ETA. El nuevo jefe del Estado Mayor dice, en torno al tema, lo siguiente:«Conviene que la nación sepa que en cumplimiento de lo legislado y sancionado por SM el Rey, las Fuerzas Armadas no dudarán, en las situaciones excepcionales previstas por la Constitución, en cumplir con su misión, en cualquier momento y ante cualquier circunstancia que se presente y siempre que se ponga en peligro la seguridad nacional.»

«La misión general de las Fuerzas Armadas», añadió, «contemplada en el artículo 8 de la Constitución ya mencionado, de por sí importante para la seguridad nacional, obliga a tener presente y prevista en todo momento cualquier acción, por especial que sea, ante una posible acción futura contra un enemigo potencial, sin que esto suponga ningún proyecto concreto de actuación inmediata. Razones para esto:

- Vale más prevenir que curar.

- La improvisación suele dar malos frutos.

- La preparación es imprescindible para no verse sorprendido en un momento determinado. »

Al comienzo de la entrevista, el teniente general Gabeiras afirma que «la neutralidad de las Fuerzas Armadas en los avatares de la política es fundamental e indispensable, pues de lo contrario se comprometería la seguridad interna», y añade que «los ejércitos en un régimen democrático, en cuanto a política se refiere, deben inspirarse en un respeto absoluto a la Constitución, con una actitud firmemente apartidista, aunque de ninguna forma apolítica».

Tras señalar las misiones que el artículo 8 de la Constitución encomienda a las Fuerzas Armadas, el teniente general Gabeiras se refiere a la disciplina y afirma que sin ella «las Fuerzas Armadas no pueden subsistir, y cualquier clase de compromiso político por parte de las mismas podría romper este importante factor de cohesión y restarles el completo apoyo de la comunidad nacional, imprescindible para el cumplimiento de sus elevadas misiones».

Nombramiento sorpresa

Respecto a su nombramiento y ante un comentario sobre la supuesta sorpresa que produjo en círculos militares, el autor de la entrevista hace referencia a que el diario El Imparcial llegó a señalar que su nombre no era el recomendado por el Consejo Superior del Ejército, el máximo responsable del Ejército de Tierra responde:

« La subordinación y la disciplina, como dije antes, son virtudes militares que tanto yo como mis compañeros aceptamos. La sorpresa producida, según esa prensa a la que usted se refiere, en algunos ambientes, quizá proceda del desconocimiento de la legislación vigente en materia de ascensos y nombramientos. Tanto unos como otros pueden producirse por decisión del Gobierno, con la aprobación de SM el Rey, entre los que estén bien calificados por el Consejo Superior del Ejército y se encuentran en el primer tercio de su escala. »

« La sorpresa sí ha sido para mí », añadió, «y a ella ha de añadirse la gratitud que yo personalmente siento por quienes tan favorablemente han calificado mi persona y por quienes me han elegido para este puesto, que considero como el de mayor entrega al servicio que puede haberme correspondido en mi vida militar.»

Inmediatamente después se define como «un hombre de equipo porque he trabajo siempre así» y señala que el tiempo en que estuvo a las órdenes directas del teniente general Gutiérrez Mellado en el Ministerio de Defensa, «lo hice, como en otros puestos, con lealtad, como la entendemos los oficiales de Estado Mayor, haciendo nuestras las decisiones del mando, a pesar de que alguna vez podamos discrepar en nuestra opinión interna».

El ingreso en la OTAN

La entrevista aborda después el tema terrorista, en relación con las Fuerzas Armadas, y pasa a dilucidar las posibilidades de ingreso de España en la OTAN.

«Considero que el Ejército español», afirma el teniente general Gabeiras, «en cuanto a calidad y cantidad de efectivos humanos y materiales se refiere, está en condiciones de entrar a corto plazo en la OTAN.» Inmediatamente antes había matizado que la adhesión de nuestro país en este organismo «es una decisión de carácter político que no corresponde tomar a las Fuerzas Armadas, si bien ello no quiere decir que no puedan ser consultadas en el aspecto puramente estratégico».

«Es imprescindible », dijo en otro momento, «ir al compás de los tiempos si no se quiere quedar arrumbado ni olvidado en el camino, o como corrientemente se dice apeado del carro. El pronunciarse por un ejército de corte europeo es imprescindible si España está decidida a desempeñar el importante papel que le impone su situación geoestratégica como sujeto y no como objeto. »

Finalmente, el teniente general Gabeiras se extiende sobre los presupuestos militares y la pretendida carestía de las Fuerzas Armadas.

«¿Se puede considerar caro», dice, «por mucho que pueda costar, el conservar la vida de una persona amenazada permanentemente por tina enfermedad? Esta pregunta debe asimilarla cada familia, o cada persona, y contestarla en su interior con toda sinceridad. Pues, si se considera a la nación como un ente aislado dentro de un entorno internacional donde no existe la seguridad de no ser amenazado o, aún más, agredido en cualquier momento: ¿se puede considerar caro, por mucho que nos costara, el conservar o mantener la seguridad de la propia nación, dentro de este mundo cada día más inestable?»

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 10 de junio de 1979

Más información

  • Teniente general Gabeiras: "La neutralidad del Ejército en política es fundamental"