Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

TVE elimina el programa juvenil "La semana"

RTVE emitirá el próximo viernes el último programa del informativo juvenil e infantil La semana, espacio que lleva en antena más de cuatro años y que desde 1974, entre otros premios, fue galardonado con el Aro de Oro que concede la audiencia infantil al mejor programa de RTVE en su categoría.EL PAÍS preguntó a Francisco García Novell, director de este informativo y con una experiencia de dieciocho años de trabajo en RTVE, los motivos por los que se ha puesto fin a La semana. «Porque por fin han podido cargárselo. Y han podido porque tienen la sartén por el mango. Es la puntilla final después de una larga época en la que el programa ha estado sometido a las más estrictas censuras. Censuraban por dos motivos. Primero porque no se nos ha permitido ser objetivos. Segundo, porque han tenido pánico a tratar a los niños con dignidad. Por eso muere ahora el programa. Se lo han cargado porque en RTVE a nadie le importan ni los niños ni la honestidad. Lo único que importa es garantizarse una vida casi eterna en los cómodos puestos del poder. A mí me maravilla observar cómo, desde hace años, se anuncian cambios en RTVE, y a la hora de producirse, lo único que ocurre es que se cambian de despacho, pero la televisión está siempre en manos de los mismos. Yo, a veces, pienso si intencionadamente, quizá por nostalgia de alguien, pretenden conservar a RTVE como la única reliquia incorrupta de los años de la dictadura, aparentemente desaparecida. Quizá por eso, ni se puede ser objetivo con los niños ni se puede hablar de democracia. Y es que la televisión está organizada como una dictadura.»

García Novell enumera algunos de los últimos casos de censura ejercida en La semana. «Por ejemplo, censuraron un amplio informe sobre el País Vasco, un coloquio sobre las drogas en la escuela, la información sobre el primer niño probeta, un coloquio sobre la religión. Se me prohibió explicar los diferentes partidos políticos parlamentarios. La relación sería interminable.»

«La desaparición de La semana supone que doce personas hemos sido puestas en la calle y engrosaremos la lista de parados en este país.»

EL PAÍS intentó ponerse en contacto con Miguel Martín, Jesús López Navarro y Marino Peña, responsables del programa, pero no fue posible.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 22 de octubre de 1978