Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

No hubo acuerdo en el conflicto del pan de Asturias

Continúa la huelga de panaderos iniciada el pasado jueves en Asturias, al fracasar el nuevo intento de acercamiento de las posturas de la patronal y de los representantes de los trabajadores en una reunión, para negociar el convenio colectivo, en la que ambas partes mantuvieron sus posturas iniciales.Los empresarios ofrecían un aumento anual de 84.000 pesetas, mientras que los trabajadores solicitaban 125.000, incluyendo las primas de los salarios. Ante este intento infructuoso para llegar a un acuerdo, las asambleas de trabajadores acordaron continuar el paro, aunque el grado de desabastecimiento de pan no es importante, debido a que la mayoría de las panaderías son empresas familiares, que siguen funcionando atendidas por los patronos.

En Gijón fueron detenidos cuatro miembros de un piquete que había actuado con ánimos de intimidar a los trabajadores de un establecimiento de pan de la calle Adaro para que se sumaran a la huelga. Otro coche patrulla de la policía detuvo a varios jóvenes que se encontraban a la salida de la fábrica de Unipán, parece ser que con la intención de intimidar a los dueños de las panaderías que acudían a recoger el pan para ponerlo posteriormente a la venta en sus establecimientos. Tras la identificación de los detenidos los componentes de ambos piquetes fueron puestos en libertad. Los detallistas de Gijón no repartirán hoy pan, según acordaron en la tarde de ayer, en solidaridad con los huelguistas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de agosto de 1978

Más información

  • Los detallistas de Gijón se solidarizan con los huelguistas