Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cuatrocientos millones para un "Quijote" de dibujos animados

José Romagosa, titular de la firma que lleva su nombre, y el realizador-director Cruz Delgado, antiguo colaborador de Walt Disney, coproducen la primera serie española de dibujos animados, sobre la obra Don Quijote de la Mancha, de Miguel de Cervantes, destinada al mercado, televisivo internacional.

Los 52 capítulos, de media hora de duración, en color, tienen como finalidad, según palabras de los coproductores, «llevar a los niños del mundo, a través de la serie, de forma amena, la famosa obra de Cervantes, que con razón ha sido calificada por Alejo Carpentier como la mejor embajada de que ha disfrutado España a través de los tiempos».El costo de producción de Don Quijote de la Mancha se aproxima a los cuatrocientos millones de pesetas, un récord absoluto en la producción española de iniciativa privada para programas televisivos de este género. Los coproductores quieren abrir, frente a la producción norteamericana y japonesa, «una tercera alternativa» para el mercado mundial que no esté marcada por la «superfialidad y la violencia,, que constituyen un denominador común de gran parte de la programación infantil actual».

Cruz Delgado está avalado por una larga experiencia en la docencia y realización de películas infantiles de animación. El programa piloto que se presentó en el mercado internacional para programas de televisión, recientemente celebrado en Cannes, ha despertado interés de compra y distribución en más de doscientos canales de televisión de todo el mundo.

El director- realizador ha conseguido buena calidad de dibujo y animación, si bien todavía es prematuro juzgar su valor creativo, inspirado más en la tradición del dibujo norteamericano que en el montaje y movimiento interno de la imagen. Más difícil es saber en qué medida la serie respeta la obra de Cervantes. Los actores se han concedido alguna que otra licencia, como un cuervo, tercer personaje que acompaña a don Quijote y Sancho. La serie intenta, siempre, según los coproductores, «reflejar de la mejor forma los paisajes, las costumbres, la música y el folklore de España».

Las partituras musicales son originales de Antonio Areta. Lorenzo Valverde interpreta las canciones y Fernando Fernán Gómez y Antonio Ferrandis prestan sus voces.

La serie, por último, todavía está en fase de storyboard o guión, puesto que tan sólo se ha rodado un piloto de treinta minutos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 20 de mayo de 1978