Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Santiago: enérgica actuación policial ante una manifestación de objetores

La primera acción pública de los objetores de conciencia en Galicia fue duramente reprimida por la policía de Santiago, al disolver a los dos centenares de personas que se concentraron ante la fachada de las Platerías de la catedral compostelana para presenciar a tres jóvenes que acaban de encadenarse en las escaleras del templo.

Poco después de la 1.30 de la tarde Ovidio Bustillo, Clemente Fernández y Francisco Javier Hernández, objetor de conciencia el primero y futuros objetores los otros dos, se ataron con cadenas a los hierros que bordean la escalinata de la fachada de las Platerías. Unas quince personas tomaron voluntariamente sus manos, formando una rueda de solidaridad que estaba a punto de aumentar cuando a los pocos minutos apareció la policía con fuerte dotación antidisturbios y, prácticamente sin avisar, efectuó media docena de disparos con balas de goma y cargó contra el público. Una de las balas de goma destrozó el cristal de un restaurante de la zona y un numerosos grupo de jóvenes se refugiaron en la catedral de donde intentaron expulsarles un canónigo y un sacristán.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 11 de mayo de 1977