Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Senado norteamericano

ha declarado delito, sancionable hasta con cinco años de prisión, cualquier soborno entregado a un funcionario gubernamental extranjero en nombre de compañías multinacionales estadounidenses. Las multas que pueden imponerse a los culpables de pagos ilegales pueden llegar hasta los 10.000 dólares y medio millón (35 millones de pesetas) a las sociedades culpables.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 7 de mayo de 1977