Surge de nuevo el tema del superpuerto de la ría de Arosa

Las autoridades de Villagarcía (Pontevedra) solicitaron ayer al ministro de Obras Públicas, Leopoldo Calvo Sotelo, la actualización del proyecto del superpuerto en la ría de Arosa, que podría generar una inversión superior a 200.000 millones de pesetas, donde se instalarían también una industria petroquimica y una siderúrgica.

El superpuerto o iberpuerto fue objeto de un concurso convocado hace tres años por el Gobierno, en el que se concedía un plazo de seis meses para que en el supuesto de que no interesara el proyecto. de puerto de graneles sólidos se pudiera ampliar a crudos de petróleos, especialización ésta que había sido combatida por diversas organizaciones profesionales y grupos defensores del medio ambiente que pretendían preservar la riqueza marisquera de Arosa. En aquella oportunidad, la Administración no cumplió su compromiso, y el concurso , en el que estaban interesados grupos internacionales, no se convocó nuevamente.En las márgenes de Arosa, ría de las provincias de Pontevedra y La Coruña, viven más de 125.000 personas, con una baja renta per cápita, que no ha sido superada con la explotación de los recursos marítimos.

Por otra parte, el ministro de Obras Públicas garantizó ayer a representantes de los afectados por la Autopista del Atlántico, que la próxima semana recibirá a una comisión en Madrid para tratar de los problemas planteados Por esta obra en la zona sur de Pontevedra. Los vecinos, que, habían recibido noticias de que la ejecución del proyecto había sido paralizada en la zona de Vilaboa, han podido comprobar que tal paralización no se ha producido, excepto a lo, que se refiere a la instalación de varios pasos tubulares de metal, que sustituyen a caminos utilizados por miles de personas.

La paralización de las obras realizadas solamente de manera parcial ha sido pedida por escrito por más de 2.000 personas, alegando graves daños en caminos, obras de riego y abastecimientos de aguas, entre otros.

En el transcurso de una reunión que celebró por la mañana con las autoridades pontevedresas, el ministro señaló que está en proyecto invertir cien millones de pesetas para conservación de las carreteras de la provincia y ochenta millones más para mejorar el firme de la nacional 550 (La Coruña-Tuy).

Además de estas Inversiones, el ministro señaló que dentro del presente ejercicio se llevarán a cabo obras de transformación de firmes de piedra, lo que ocasionará un desembolso de ochenta millones de pesetas, así como la terminación del tramo La Hermida-Pontevedra, en la carretera que comunica la capital de la provincia con Orense.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre las obras para mejorar los enlaces viarios entre Pontevedra y Vigo, afirmó que se pusieron en marcha las expropiaciones necesarias para la ejecución de la variante de Redondela, cuyo expediente de licitación podrá ser presentado al Consejo de Ministros en el mes de abril.

Tras la reunión con las autoridades provinciales, el señor Calvo Sotelo celebró una rueda de prensa en la que abordó,algunos de los ternas conflictivos que sobre cuestiones de su Departamento han surgido en Pontevedra. Sobre los polémicos tubos de paso que se están instalando para travesar la Autopista del Atlántico por debajo de su pavimento manifestó que el Ministerio y la Dirección General de Carreteras no tratan de imponer soluciones y que, por ello, ha pedido que se Interrumpieran las obras en los lugares en los que se instalan los tubos. Sobre este punto añadió que la solución de los tubos de paso es corriente, no sólo en España, sino incluso fuera de ella, pero que en algunos casos habría que buscar una fórmula humanamente más confortable para el paso de peatones y animales.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS