Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
León

Embalse de Riaño: ni indemnizaciones, ni pueblo nuevo

Más de 1.300 millones de pesetas faltan por indemnizar a los perjudicados del embalse de Riaño, además de no haberse resuelto aún la ubicación del nuevo pueblo que sustituirá al que resulte cubierto por las aguas, según manifestó el presidente de la Diputación de León, Emiliano Alonso Sánchez-Lombas, en el curso de una reunión de la comisión de gobierno encargada de estudiar los problemas derivados del embalse.

El señor Sánchez-Lombas manifestó que la Diputación no eludiría su responsabilidad ni los problemas, y que espera soluciones concretas.

El estudio para la creación del nuevo pueblo llegó hace años al Consejo de Ministros, y en 1974 se acordó la construcción, pero hasta ahora no se ha comenzado a construir. Existe la posibilidad de que el nuevo pueblo se levante entre las carreteras de Asturias y Santander.

Para las indemnizaciones hubo ofrecimientos de créditos por parte de al unas entidades de crédito leonesas, según se dijo en la reunión, para pagar a los perjudicados, pero la Confederación Hidrográfica del Duero, de la que depende el embalse, no los admitió.

La presa de Riaño, de más de 1.000 millones de metros cúbicos de capacidad, fue aprobada en 1963. Las obras comenzaron en 1966 y se terminaron hace tres años, pero en la actualidad la construcción casi no tiene utilidad, a pesar de la escasez de energía eléctrica y el desabastecimiento de agua de la zona.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de julio de 1976