Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una campaña contra los insultos al portero

El grito de “¡Eh puto!” vuelve a estar en la mira por ser considerado ofensivo

Aficionados mexicanos durante un partido contra Jamaica.
Aficionados mexicanos durante un partido contra Jamaica.

El arquero venezolano Dani Hernández se disponía a tomar impulso para hacer un saque de meta, mientras que los aficionados de México, que se dieron cita en el NGR Stadium, extendían sus brazos hacia adelante, sacudiendo las manos. A la par iban emitiendo un “Eeeeee” in crescendo que, simultáneamente a la patada de despeje de Hernández, terminaba con la estruendosa exclamación de “¡Puuuuuuto!”. Frente a esto, los organizadores de la Copa América Centenario y la Federación Mexicana de Fútbol Asociación (FMF) dijeron, desde que inició el torneo, #YaPárale. Se trata de una campaña para celebrar la diversidad, enfocada contra el racismo y todo tipo de discriminación, una medida que ha logrado calar en un sector de la afición, pero que no agrada a todos.

“En la cancha y las tribunas, somos todos iguales. Celebremos la diversidad”, es el mensaje que el portavoz de esta iniciativa, el cantante Diego Torres, y jugadores como Chicharito, de México, y el argentino Agüero, entre otros, buscan transmitir.

Desde la FMF lanzaron otro vídeo, en el que hablan Guillermo Ochoa, Jesús Corona y Alfredo Talavera, los tres porteros de El Tri, para hacer un llamado a la afición contra este grito considerado homofóbico. “Detengamos juntos el grito hacia el portero rival”, afirma Talavera en el vídeo; mientras que Corona agrega: “esto ya no es un juego y queremos contar contigo”.

Sin embargo, en los últimos partidos de la selección mexicana los cánticos contra el portero rival todavía permanecen. “Vemos con mucha preocupación [la situación] y la preocupación se transforma en una necesidad de abordar la problemática como una política de Estado. La discriminación está muy hermandada a un hecho cultural”, explica Alfredo Gómez, director de políticas contra la discriminación del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi).

Desde las redes sociales hay seguidores que apoyan la iniciativa, pero también los que se niegan a acatarla. “#YaParale nunca va a pasar. El fútbol es diversión y ese grito no ofende a nadie”, expresa Alejandro en un tuit . Gómez hace hincapié en este tipo de respuestas: “Lamentablemente estamos tan acostumbrados a escuchar la discriminación, sobre todo en el ámbito del futbol, que después no nos resulta extraño u ofensivo”.

El directivo del Inadi considera que las soluciones a este tipo de problemas no pasan solo por el reproche público o la sanción, sino que las políticas de Estado en Latinoamérica deben tomar en cuenta la sensibilización, como una “herramienta substancial”, para lograr un cambio cultural.

El problema con la afición mexicana persiste desde 2014, cuando la FIFA calificó este cántico como “inapropiado” en la Copa del Mundo. El máximo organismo regulador del fútbol multó hace unas semanas a la FMF con 36.000 dólares por los gritos que se escucharon en un partido contra Canadá.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.