Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FÓRMULA 1 | GP DE HUNGRÍA

Fernando Alonso, relegado a la sexta posición

La FIA ha decidido sancionarle por la maniobra en la que se vio involucrado con su compañero de equipo Hamilton

Madrid / Budapest / Hungaroring

La maniobra en la que se veían involucrados los dos componentes del equipo McLaren ha terminado con una sanción para el español, Fernando Alonso. Finalmente, la FIA ha decidido relegarle a la sexta posición de la parrilla de salida. Alonso pierde así cinco puestos y Lewis Hamilton, su compañero, saldrá en primera posición.

Según la conclusión alcanzada por la FIA, McLaren mantuvo a Alonso durante 20 segundos en boxes para "retrasar la entrada en el pit" del piloto británico.

"Las acciones del equipo en los últimos minutos de la clasificación son perjudiciales de cara a los intereses de la competición y, en general, hacia el deporte del motor", estimó la organización. "La penalización aplicada recaerá sobre cualquier punto, si lo hubiera, obtenido por el equipo en su participación en el Gran Premio de Hungría 2007", concluía el comunicado de la FIA.

Y es que la guerra civil instalada en el seno de McLaren continúa. Al margen del cisma abierto entre los dos pilotos de la escudería anglo-alemana, Fernando Alonso y Lewis Hamilton, cada vez son más evidentes las discrepancias internas entre sus dirigentes y el español. El último episodio, la sesión de entrenamientos oficiales del Gran Premio de Hungría.

La polémica saltaba cuando en la última vuelta de la sesión, en la que Alonso superó a Hamilton, se especulaba con que el español hubiese obstaculizado al piloto inglés en el pit.

Con la sanción de la FIA, el equipo se quedará sin puntuar en el Mundial de constructores, al margen de la posición que ocupen sus pilotos.

La FIA cambia de opinión

En un primer momento, la FIA confirmaba la primera posición del piloto español, proclamando la inocencia de Alonso.

La investigación de los comisarios, que habían solicitado las cintas de la sesión de calificación, concluyó sin que la FIA haya encontrado ningún motivo para alterar el resultado de la formación, tras escuchar a ambos pilotos.

"Le dijeron a Hamilton lo que debía hacer y no hizo caso. Fue el único problema que tuvo el equipo. El enfado de Ron y el enfado del equipo todo fue al no haber aceptado (Hamilton) una orden que se le repitió varias veces en la primera vuelta", explicó el doble campeón. "Por tanto, el equipo hizo todo lo que tenía que hacer, intentar por todos los medios que yo tuviera esa vuelta, sólo que hoy, por otros motivos, no la pude tener. Me han preguntado que si Ron (Dennis) tiró los cascos, que si fue a por Fabrizio (su fisioterapeuta), que si Ron no sé qué. Y yo no tengo nada contra él. Yo iba a tener una vuelta más de gasolina, no la tuve, pero al final logré la 'pole'. Y mira qué problema tuve yo hoy. No tengo ningún problema. La imagen que quedó en el equipo fue un poco de descontrol y de rabia. Manda narices", exclamó.

Las imágenes de televisión sugieren que Alonso estaba esperando la señal de uno de los componentes del equipo, que mientras contaba los segundos esperaba el permiso de Ron Dennis -patrón de la escudería-, para dar salida al español. Hamilton, situado justo detrás de Alonso, ha tenido que permanecer algunos segundos parado con la consiguiente pérdida de tiempo. El piloto asturiano, visiblemente enfadado, apelaba instantes después de que finalizase la sesión a las órdenes de equipo. "Ellos han hecho los cálculos y yo sólo he pilotado".

Frentes abiertos

La maniobra de Fernando Alonso no fue acogida de buen grado por Hamilton, que en el instante de hacerse la foto oficial respondió con un frío saludo a su compañero. Una sucesión de rostros serios y miradas inexpresivas que no hacen más que confirmar lo que era un secreto a voces: el cisma continúa, el frente se agranda y la entente, más o menos cordial, deberá esperar. En este sentido, el papel que juegue Ron Dennis será esencial: Además de la 'guerra' proclamada contra Ferrari, el patrón debe hacer frente a las diferencias internas de su equipo.

Así lo indicó el propio Dennis en una multitudinaria reunión con los medios de comunicación dentro del 'motorhome' de su equipo. Dennis, que por la mañana negó fricciones en el seno del equipo en un encuentro con la prensa española, admitió por la tarde que era difícil gestionar la situación interna "con dos pilotos tan competitivos". Al parecer, el acuerdo interno era que Fernando Alonso, autor de la ''pole'', dispondría de una vuelta extra en la calificación, algo que parece que no respetó inicialmente el británico Lewis Hamilton -líder del Mundial- al salir delante del español y no cederle el paso en la tercera y decisiva ronda de la calificación.

Intercambio de opiniones

El inglés, segundo en la cronometrada, aunque no lo expresó de forma explícita, entendió posteriormente que la última salida de boxes de Alonso había sido ralentizada de forma voluntaria, de tal manera que el español pudo efectuar su última vuelta rápida y Hamilton no. Dennis tuvo que admitir en el encuentro con los medios de comunicación que tuvo un "duro intercambio de opiniones" con Hamilton. El patrón de McLaren explicó que iba "a decir la verdad" y aclaró que con un sistema GPS controlan la situación de los coches de la pista, con el que evitan sacar su piloto a pista "cuando hay tráfico. El ingeniero mira el GPS, analiza las diferencias, calcula el tiempo y determina cuándo ordena la salida del coche. El hombre de la señal (el 'lolly-pop man') comete un error, porque levanta la misma al estar viendo a Hamilton entrar por detrás; pero es el ingeniero el que está midiendo el tiempo", explicó Dennis.

El mandatario asimismo admitió que el equipo "no efectuó un buen trabajo" en esta ocasión. "En el tiempo de espera, Fernando está recibiendo una cuenta atrás. No sacas un coche cuando hay tráfico. Ahí es donde radica el equívoco", explicó el jefe de McLaren Mercedes, que, inquirido por Efe indicó que "a Fernando no hay que culparle de nada. Todo este asunto comenzó desde el principio del entrenamiento, entre dos pilotos competitivos, y no salió de la manera en que fue planeada, pero, por favor, no creen un problema mayor de este asunto", dijo Dennis.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.