Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

En ‘Dirk Gently’ todo está conectado

La adaptación de la obra de Douglas Adams producida por Max Landis y dirigida en parte por Paco Cabezas llega a Netflix

Tráiler de 'Dirk Gently'.

Douglas Adams (1952-2001) no fue un escritor especialmente prolífico pero sí plenamente pletórico en cuanto a aceptación y seguimiento de su obra. Su mezcla de ciencia ficción y humor destacó con su quinteto de libros de La guía del autoestopista galáctico, lo que él llamaba “una trilogía en cuatro tomos”. Ese era su humor y la manera de concebir sus historias. Y así lo aplicó también con otra colección literaria: Dirk Gently, agencia de investigaciones holísticas. En 2005, su obra más conocida fue llevada al cine con irregulares resultados. Adaptar a Adams es una misión casi imposible. Y por ello, que la segunda conversión de Dirk Gently a serie de televisión la haya escrito y producido el inclasificable Max Landis es una noticia esperanzadora. Que la inquietante banda sonora corra a cargo del compositor chileno-canadiense Cristobal Tapia de Veer (Utopía) es prometedor. Y si se añade al director español Paco Cabezas para rematar los dos últimos episodios, de ocho, de la primera temporada, la conexión es más que completa.

Dirk Gently, agencia de investigaciones holísticas, producida por BBC America y distribuida por Netflix desde el domingo 11 de diciembre fuera de EE UU, está protagonizada por Samuel Barnett y Elijah Wood (especializado a estas alturas en trabajar con directores españoles: Vigalondo, Mira, De la Iglesia y Cabezas). El primero es un detective privado, una suerte de absurdo Sherlock Holmes que resuelve sus casos sin encontrar pistas,  casi sin investigar y que cree que todo en el universo está conectado y que, como decía Aristóteles, “el todo es mayor que la suma de sus partes”. El segundo es su compañero de investigación, un Watson que se deja llevar muy a su pesar entre casos ridículos y fantásticos, personajes estrambóticos y unas cuantas casualidades. Una mezcla de ciencia ficción y humor que recuerda en algo a los momentos más hilarantes de Doctor Who. De hecho, la obra original de Adams tuvo su germen en algunos de los capítulos que el escritor británico escribió a finales de los años 70 para la mítica serie de la BBC.

Samuel Barnett, Jade Eshete y Elijah Wood en 'Dirk Gently'.
Samuel Barnett, Jade Eshete y Elijah Wood en 'Dirk Gently'.

“La historia de Dirk Gently es tan laberíntica, ridícula y única en tono, que, si hubiera alguien al cargo que no quisiera hacer el mejor trabajo posible y controlar las decisiones de producción, acabaría siendo una versión diluida de lo que necesitaba ser”, ha dicho Landis sobre su adaptación. “La serie es 200% Max Landis”, cuenta Cabezas a EL PAÍS sobre el guionista y productor. Landis, hijo del director de clásicos como Un hombre lobo americano en Londres o Granujas a todo ritmo, y guionista de películas como Chronicle o American Ultra, es una figura admirada y odiada en Hollywood a partes iguales. “Nuestra relación es divertida. Él es un poco Dirk Gently y yo soy un poco Todd [el personaje de Elijah Wood]. Es un poco lunático, ve conexiones en todos lados y escribe cosas loquísimas, y yo soy un poco el que tiene que bajarle a la tierra. Don Quijote y Sancho Panza”, cuenta Cabezas, que ya dirigió una de las películas escritas por Landis, Mr. Right. “Hollywood es un poco el reino de las mentiras, está lleno de gente bastante falsa y muchos pueden decir que Max está loco, que es egocéntrico, pero para mí es una persona sincera y honesta que es incapaz de mentir y que a veces dice verdades que ponen a la gente de los nervios”, dice el director español.

Cabezas no conocía los libros de Dirk Gently, aunque sí a su autor. “Me llegó el guion de Max y cuando leí las primeras páginas me enamoré de los personajes y de la historia. Cuando me estaba preparando para la serie, por una parte pensé, voy a leer a Douglas Adams, pero luego me di cuenta de que no. Max me dijo que Adams es inadaptable y que ninguno de los dos queríamos intoxicarnos demasiado y había que dar una versión más fresca del material. Intenté no entrar de una manera limpia en su mundo y referenciándolo a cosas como El gran Lebowski, de los Coen, a Dr. Who, o a Sherlock, intentando separarme del material, porque cuanto más te acercas a Douglas Adams, más se aleja. Es difícil de agarrar. Antes que adaptarlo de manera directa, lo mejor es pillarle desprevenido por la espalda”, dice el director. Adams, Landis, Tapia de Veer y Cabezas y su conexión suman las partes. El todo es Dirk Gently.

Repóquer de directores españoles

Paco Cabezas en la grabación de 'Penny Dreadful'.
Paco Cabezas en la grabación de 'Penny Dreadful'.

“En este año he rodado tres series americanas. A ver qué leches hago en 2017. Penny Dreadful. Dirk Gently. Into the Badlands.” Este mensaje abre la cuenta de Twitter del director y guionista español Paco Cabezas, que, sin perder de vista el cine, se está especializando en series, de momento parece que fantásticas y de acción. No es el único que se ha dedicado a ello. Otros directores como Juan Antonio Bayona (dirigió el inicio de Penny Dreadful, Cabezas hizo el final), Juan Carlos Fresnadillo (Falling Water), Jaume Collet-Serra (The River) y los hermanos Pastor (Incorporated), se unen a la lista.

“Intento no olvidarme demasiado de mi niño interior y de la energía que tiene el cine que me volvía loco cuando era pequeño, como Taxi Driver, Uno de los nuestros o El club de la lucha, e intentar llevar un poco esa misma energía a lo que hago y no adocenarme”, comenta Cabezas sobre su faceta televisiva. “A veces en el mundo de la televisión puedes encontrarte directores que se adocenan muy rápido. Hasta que pueda, seguiré haciendo cine y televisión que tenga esa especie de impulso y fuerza, de esa ilusión por contar historias. Y eso transpira un poco en la pantalla, sea la que sea”.

Más información