Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
HISTORIAS NEGRAS. MORDZINSKI/SALEM

Alias: Berna G. Harbour

Un mapa del género a través de los autores que se dan cita la Semana Negra de Gijón

El silencio es una de las armas que mejor maneja Berna G.Harbour.
El silencio es una de las armas que mejor maneja Berna G.Harbour.

Alias: Berna G. Harbour

Arma favorita: La palabra afilada, de aspecto inocente, que corta hasta el hueso.

Especialidad: Urdir crímenes cuya resolución resulta tan peligrosa para el investigador como para el asesino.

Historial: A los 20 años decidió que sería novelista. El periodismo se cruzó en su camino y la fue llevando cada vez más lejos: hasta Rusia, por lo menos. Pero el Destino sabe que hay realidades que no puede evitar, apenas demorarlas. Y en 2010 nos presentó a la comisaria Ruiz, inteligente, decidida y con el tesón necesario para hacerse respetar en un entorno masculino y machista. Sus dos primeras novelas,Verano rojo y Margen de error, bastaron para que Ruiz se sintiera satisfecha por el merecido reconocimiento. ¿Y Berna? ¿Habrá meditado sobre el césped, como en la imagen, hasta llegar a la conclusión de que tocaba volver a arriesgar? Si lo hizo, hizo bien, porque el resultado fue Los ciervos llegan sin avisar, una de las novelas más inquietantes del género, sin importar el género de quien escriba.

Su crimen perfecto: El asesinato ideal, aquél en el que es casi imposible capturar al culpable, es la autodestrucción. “El crimen perfecto es el que se comete contra uno mismo. Melville la abordó en Moby Dick”.