Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OBITUARIO

Carmen Belloch, una vida en los escenarios

La actriz desarrolló su carrera en teatro, cine y televisión

Carmen Belloch, actriz.
Carmen Belloch, actriz.

La actriz Carmen Belloch, nacida en Valencia en 1953, falleció ayer, víctima de un cáncer, en Madrid, ciudad a la que se traslada desde su ciudad natal en los años setenta y donde desarrolló una intensa trayectoria como actriz de teatro, cine y televisión.

Sus inicios en Madrid, tras pasar por el Teatro María Guerrero y trabajar con Miguel Narros, fueron con el famoso Ceninat (Centro Nacional de Iniciación del Niño y Adolescente al Teatro) de José María Morera, en el que trabajaban destacados actores como José María Pou, Emilio Gutiérrez Caba, Verónica Forqué, Asunción Balaguer y Manuel Galiana, entre otros muchos.

Carmen Belloch siempre valoró especialmente sus inicios en Valencia, de la mano de Antonio Díaz Zamora y Juli Leal, quienes le inocularon el veneno del teatro y donde ella tomó la decisión de ser actriz, matriculándose en el Real Conservatorio de Valencia.

Sus últimos espectáculos escénicos fueron Recital Miguel Hernández (2010), que representaba con Vicente Quintana; La Bruja, que Ruperto Chapí montó en 2002 y Luis Olmos recuperó en 2008, contando con la actriz, al igual que lo hiciera unos años antes en La celosa de sí misma, de Tirso de Molina, que puso en pie con la Compañía Nacional de Teatro Clásico.

Subió al escenario del teatro María Guerrero por última vez en 2005 con Flor de otoño, conocida obra de José María Rodríguez Méndez que dirigió Ignacio García para el Centro Dramático Nacional. Antes lo había hecho en El cementerio de automóviles, de Fernando Arrabal, con puesta en escena de Juan Carlos Pérez de la Fuente, con el que trabajó por primera vez en San Juan, de Max Aub.

Belloch siempre reivindicaba como experiencias importantes que la hicieron reflexionar y valorar mucho el mundo de la revista (con Addy Ventura) y del teatro menos serio tras la temporada que hizo con Paco Martínez Soria en el Teatro Apolo de Barcelona. Fue antes de hacer trabajos que la consagraron como actriz bajo las órdenes de John Strasberg, con un Pirandello; Antonio Díaz Zamora, con Orquesta de Señoritas, de Jean Anouilh.

En su extensa trayectoria en el teatro destacan sus trabajos con directores como Manuel de Blas (Madrugada, de Buero Vallejo), Juli Leal (Rosa de dos Aromas, de Emilio Carballido; Hasta aquí llegó la riada y Función de gala de Rodolf Sirera), Xavier Berraondo (un monólogo de Molins titulado Shakespeare, la mujer silenciada); Vicente Genovés (Las arrecogías del beaterio de Martín Recuerda y De algún tiempo a esta parte, de Max Aub); Antoni Tordea (El sueño de la razón, de Buero Vallejo, espectáculo con el que llegó a actuar en el Bergmaniano Dramaten de Estocolmo), Rafael Rodríguez (El Casament. de Bertolt Brecht); Inma Garín (Ellas, de Griselda Gámbaro); Ramón Simó (Perdida en los Apalaches, de José Sanchis Sinisterra).

Participó también en numerosas películas, tanto en papeles secundarios como principales, entre ellas Pestañas postizas —que coprotagonizó con Queta Claver y Antonio Banderas— Tranvía a la malvarrosa (1997), de José Luis García Sánchez, Arroz y Tartana (2003), de Escrivá, o Las trece rosas (2007), de Emilio Martínez Lázaro.

También fue habitual su presencia en televisión en las últimas décadas en series como Manos a la obra, El comisario, Aquí no hay quien viva, Los Serrano, Periodistas, Policías, o Negocios de familia.

Carmen Belloch será incinerada hoy martes a las 14.30 del mediodía en el Crematorio del Cementerio de la Almudena envuelta en una bandera republicana, tal y como ella deseaba.