La larga marcha de Ramoncín

Desde su debut en 1976 hasta hoy, Ramón J. Márquez ha pasado de rockero provocador a celebrity pasando por escritor, presentador, contertulio

Víctor Lerena / EFE

Jose Ramón Martínez Márquez, (Madrid, 1955) creó el personaje Ramoncín en 1976. Situado entre el glam rock y el punk, el Rey del Pollo Frito, sobrenombre sacado de una de las canciones de su primer álbum, publicado cuando tenía 22 años, es coetáneo de Burning o La Banda trapera del Río. Pero mientras la mayoría de las bandas de su generación cayeron en una espiral autodestructiva, él aprovechó su popularidad para hacerse un hueco en otros ámbitos de la vida pública.

Durante los ochenta, la década dorada del pop español, Ramoncín se va desprendiendo de la parte más irreverente del personaje para convertirse en una estrella. Barriobajero, su tercer disco, editado en 1981 contiene Hormigón, mujeres y alcohol (más conocida como Litros de alcohol), uno de sus mayores éxitos junto Al límite, incluido en su quinta grabación, Ramoncinco.

A partir de ahí su sonido se va suavizando y su obra cada vez resulta más mimética de los músicos que admira: rockeros clásicos como Springsteen o baladistas como Bryan Adams.

En 1990 se retira de la música con el directo: Al límite, vivo y salvaje.Se reconvierte en personaje televisivo, primero como presentador de Lingo, después como contertulio de Crónicas marcianas. Escribe un diccionario de jerga madrileña, el Tocho cheli, o hace sus pinitos como actor.

Es miembro de la Asociación de Artistas, Intérpretes o Ejecutantes (AIE) y de la Sociedad General de Autores (SGAE), de la que formó parte de la Junta Directiva entre 1989 y 2007. En 2006 este colectivo le concedió el Premio de Defensa de los Derechos de Autor.

Allí destacó como uno de los artistas más activos en la lucha contra el intercambio en Internet de contenidos culturales protegidos por derechos de autor. Eso le convierte en un personaje polémico y objetivo preferente del odio de los colectivos más activos en la pretensión de que los bienes culturales circulen gratuitamente por Internet. Sobre todo a raíz de la aprobación del canon digital. En 2006 tiene que suspender su actuación en el festival Viña Rock, por los abucheos y el lanzamiento de objetos sobre el escenario. En 2009  YouTube clausura el canal de vídeos de la revista de humor El Jueves tras sus protestas por el contenido de dos vídeos.

Cuando en julio de 2011, la Guardia Civil realiza un registro en la Sede de la SGAE, en el curso de una operación contra la SDAE (Sociedad Digital de Autores y Editores), filial digital de la Sociedad General de Autores presuntamente utilizada para desviar fondos durante años a empresas privadas, que acabó con la detención de cuatro directivos de la SGAE -entre ellos el presidente del Consejo de Dirección, Eduardo Teddy Bautista-  el declaró su inocencia. La sociedad era sospechosa de haber servido para cobijar delitos de apropiación indebida, estafa y administración desleal entre 2003 y 2007.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterBECAS VERANO

Lo más visto en...

Top 50