Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sonidos contemporáneos en primer plano

José Pablo Polo crea 'Without', una 'performance' musical para guitarra pero sin guitarra, en el que se destapan los elementos ocultos del instrumento

Juan Pablo Polo. Ampliar foto
Juan Pablo Polo.

Podría decirse que José Pablo Polo es compositor, improvisador y guitarrista. Podríamos creer que su música es para guitarra, pero en realidad es mucho más que todo eso. Este madrileño de 27 años consigue que el oyente y espectador se den cuenta de que en los sonidos que él crea nada es lo que parece.  Polo, que empezó con la música cuando tenía cinco años, estudió en el Real Conservatorio Superior de Música de Madrid y encontró en la guitarra eléctrica un mundo con infinitas posibilidades para desarrollar su talento. "Me interesaba crear situaciones sonoras y escénicas partiendo de elementos de la realidad con la finalidad de crear un laberinto de relaciones perceptivas", explica Polo. De estas investigaciones nace Without, una pieza musical para guitarra pero sin guitarra, en el que se destapan los elementos ocultos del instrumento, a los que nuestra percepción no presta normalmente atención (pedales, conectores, amplificador...) y se ponen en primer plano para adquirir un significado diferente.

Without es una performance sonora que parte del ruido parásito de un conector jack, sometido a tratamientos a través de los pedales de delay y distorsión. Pero en Without no solo el ruido y la música son los protagonistas, sino que la iluminación y la estética de la imagen juegan un importante papel.

A lo largo de su trayectoria musical, José Pablo Polo ha ofrecido conciertos en varios festivales y auditorios; sus obras se han interpretado, entre otros, en el Auditorio Nacional de Música, en el VIII Ciclo de Música Contemporánea de Valladolid o en el XXXI Festival Internacional de Música de Segovia. Actualmente centra su labor en la difusión de la música contemporánea a través del grupo S'ensemble y el cuarteto de guitarras Ex Corde.

P. ¿Qué crees que aporta tu propuesta como valor?

R. Esa es una opinión que corresponde al público que es quien en última instancia la valorará. A nivel personal, Without ha supuesto el punto de partida a Realities/Unrealities, una serie de piezas basadas en la investigación sonora e improvisación con elementos no convencionales (ruidos parásitos, afinadores, instrumentos de juguete, nuevos instrumentos...) que me permiten desarrollar relaciones perceptivas resignificadas del material musical.

P. ¿Qué posibilidad real ves de acceder al circuito estable de la cultura?

R. La característica principal del circuito cultural “oficial” es su constante inestabilidad. Es esta inestabilidad la que me ha llevado a aplicar la máxima del DIY (do it yourself) para adquirir una constancia en mi trabajo y del DIT (do it together) como forma continua de aprendizaje.

P. ¿Cuáles son, a tu juicio, las mayores dificultades para los talentos emergentes?

R. Creer que eres un talento emergente. Soy de los que piensan que el talento, más que tenerlo, se va construyendo a base de trabajo,experimentación e intentando tener los cinco sentidos despiertos a cada paso que das. Detrás de cualquier esquina puede haber una idea interesante.

P. ¿Qué beneficios esperas de salir en una plataforma como esta?

R. Tener una posibilidad más de dar a conocer mi trabajo a todo tipo de público. La música contemporánea es quizás una de las grandes olvidadas en los medios de comunicación y es por ello que la existencia de este tipo de plataformas puede ayudar a acercar la creación sonora actual a públicos más diversos.

P. ¿Con qué herramientas cuentan los talentos emergentes para darse a conocer?

R. A parte de las mermadas convocatorias, becas, subvenciones, concursos, etc, Internet se ha convertido en la principal herramienta para poder acceder a públicos más amplios y de toda condición sin necesidad de intermediarios. Es la calle en la que tocamos todos los músicos del siglo XXI.

Más información