Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Pinceladas a ritmo de 'jazz'

El artista Gabriela Amadori pinta un cuadro al compás de Chano Domínguez en la Universidad Carlos III y en el Teatro Real

Improvisación, mucha improvisación es lo que une a los artistas Gabriele Amadori y Chano Domínguez durante el espectáculo musical de arte Action Painting. Arabescos. La pintura de Amadori y la música de Domínguez se unen para crear arte de forma espontánea, instantánea y original. Durante el proceso de creación de ambas disciplinas demuestran sus puntos de coincidencia.

En esta performance, que tendrá lugar desde mañana hasta el viernes en el Auditorio de la Universidad Carlos III (Campus de Leganés) y el próximo sábado en la Sala Principal del Teatro Real, Amadori emplea ocho colores básicos.

En este espectáculo musical de arte a ritmo de jazz mientras Domínguez toca con sus músicos (el batería Marc Miralta y el contrabajo Mario Rossy), Amadori responde a los estímulos sonoros en un gran lienzo blanco. El pianista también se deja influenciar por el trabajo del pintor, tanto que, según Domínguez, un 80% de su concierto será improvisado.

La action painting o pintura de acción, que inspiró el título de este espectáculo, surgió en Estados Unidos en 1940 como una técnica dentro del movimiento Expresionismo Abstracto. El carácter predominante de la técnica es el gesto o el movimiento automático de pintar, que refleja cómo se siente el artista. El pintor más representativo de este estilo fue Jackson Pollock (1912-1956).