Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Estamos sufriendo la otra cara del toreo, la de la sangre"

El torero Cayetano Rivera Ordóñez sale de la clínica en la que fue ingresado por una fuerte cogida el domingo.- Quiere volver el 14 de agosto

Jerez de la Frontera

El torero Cayetano Rivera Ordóñez podría volver a los ruedos el próximo 14 de agosto en la plaza de toros de Málaga, según ha dicho hoy a los periodistas al abandonar la clínica en la que fue ingresado el pasado domingo tras sufrir una grave cogida en El Puerto de Santa María (Cádiz). Cayetano ha advertido de que no quiere precipitarse en su regreso a los ruedos, algo que tendrá que ir sopesando "día a día", aunque ha reconocido que su "objetivo" es volver a torear en Málaga, una plaza que "significa mucho" para él.

Tras agradecer la labor realizada tanto por el equipo médico de la plaza de toros de El Puerto de Santa María como por la clínica Los Álamos, en Jerez, el torero ha deseado una "pronta recuperación" al resto de compañeros heridos, en una de las temporadas "más duras y difíciles" de los últimos años, en la que "estamos sufriendo la otra cara del toreo, la de la sangre".

El diestro ha reconocido que fue "consciente" de que estaba herido desde el primer momento en el que fue corneado, aunque "la gravedad nunca se sabe hasta que se pasa al quirófano". Cayetano recuerda que el toro "venía avisando" desde el inicio de la lidia, sobre todo por un pitón izquierdo que ofrecía "muy pocas posibilidades", pero recordó que "la obligación del torero es mostrar al público las condiciones" del animal.

"Pensando en triunfar"

El torero tiene prevista una nueva actuación en El Puerto de Santa María este mes de agosto, algo que no le preocupa por cuanto su profesión exige "estar en constante educación de la mente", de manera que cuando vuelva a la arena portuense "sólo" estará "pensando en triunfar", dijo.

El doctor Julio Mendoza, que operó a Cayetano Rivera tras sufrir la cogida y que le ha atendido durante toda la semana, ha calificado de "perfecta" la evolución del torero durante estos días, en los que se ha observado una "clara mejoría". Esta evolución ha permitido que le hayan sido retirados los drenajes que se aplicaron durante la operación, mientras los puntos de sutura le serán retirados durante la próxima semana.

Mendoza ha dado "pautas" al torero para que lleve a cabo su recuperación, aunque todo dependerá de "cómo se vaya encontrando", por lo que será él mismo quien tendrá que decidir "cuándo está en condiciones de entrenar en el campo".