Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nadie pagará por el asesinato del empresario Jordi Comas en 2012

El juzgado ha archivado la causa por falta de pruebas contra los investigados y los ha exculpado

Mossos d'Esquadra en el domicilio de Jordi Comas en 2012.
Mossos d'Esquadra en el domicilio de Jordi Comas en 2012.

El Juzgado de Instrucción número 2 de Sant Feliu de Guíxols ha archivado la causa por el asesinato del hotelero de Platja d’Aro (Baix Empordà) y presidente de la patronal gerundense FOEG, Jordi Comas y ha exculpado a 13 investigados en la relación al asalto mortal a su casa el 18 de noviembre de 2012, por “no haber pruebas que les ubiquen en el lugar y en el momento en que tuvieron lugar los hechos” ni “haber quedado debidamente acreditada su autoría”. Sin embargo cree que sí hay indicios con­tra tres otros arres­tados para atribuirles un delito de robo con fuerza en casa habitada y el delito de robo con violencia en concurso medial con un delito de detención ilegal del día 18 y decide mandarlos a juicio.

Tras años de investigaciones los Mossos del Área de Investigación Criminal de Girona dieron el caso por resuelto en mayo de 2016 con la detención de diversos sospechosos de los dos asaltos a casa del empresario. Descubrieron una asociación atípica entre un grupo de delincuentes albanokosovares especializados y un grupo de delincuentes locales de origen marroquí. La policía concluyó que los marroquíes que el 18 de noviembre, día del asesinato, entraron en la casa eran los mismos que el 30 de octubre abordaron y agredieron a Comas en la entrada de la vivienda, pero tuvieron que huir al saltar la alarma. Un conocido común puso en contacto a los dos grupos y los del Este, especializados en abrir puertas y ventanas con sumo sigilo, accedieron a facilitar el acceso a casa de Comas a cambio de parte del botín.

El asalto tuvo lugar sobre las diez de la noche cuando el hotelero de 67 años y su mujer estaban en su casa situada a primera línea de mar en Platja d’Aro. Tres encapuchados entraron por una ventana, les ataron de pies y manos y tras golpearles en varias ocasiones obligaron a la mujer a darles las joyas y el dinero. Comas, que se encontraba en el comedor, opuso resistencia y le pusieron una bufanda en la boca y le taparon con un cojín para que no gritara. Pereció asfixiado. Poco después su mujer consiguió desatarse y llamar a su hermana y hacer saltar la alarma.

El juzgado de Instrucción 2 de Sant Feliu tenía la causa abierta por el robo con fuerza cometido en casa del empresario el 30 de octubre del 2012 y por un robo con fuerza e intimidación, asesinato y pertenencia a grup criminal por el posterior asalto mortal del 18 de noviembre. Según el auto, una vez practicadas todas las diligencias y no haberse hallado “pruebas que ubiquen a los investigados en el lugar y en el momento en que tuvieron lugar los hechos”, “ni de la autoría de los hechos” el fiscal ha solicitado la exculpación de 13 investigados y el archivo de las actuaciones por el delito de asesinato y por el robo del 30 de octubre. Por su parte la acusación particular se ha adherido a las consideraciones y peticiones efectuadas por el fiscal.

Tras esta petición, la juez ha decretado el sobreseimiento provisional de las actuaciones y el archivo provisional de las mismas respecto al delito de robo con fuerza, del 30 de octubre del 2012, así como respecto al delito de asesinato, perpetrado el 18 de noviembre, sin embargo, atendiendo a la petición de las acusaciones, sigue un pro­ce­di­miento abre­viado por un delito de robo con fuerza en casa habitada y un delito de robo con violencia en casa habitada en concurso medial con un delito de detención ilegal del día 18, contra otros 3 investigados, Valentino G., Ahmet K. y Moussa A..

El archivo se convertirá en definitivo si las actuaciones no se reanudan por el descubrimiento de nuevos elementos de investigación antes de que transcurran los plazos establecidos.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >