Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

ERC se consolida como líder del bloque independentista, que revalidaría su mayoría en Cataluña

El 47,2% votaría sí a la independencia, medio punto más que en la última encuesta

Sesión del Parlament el pasado día 21.
Sesión del Parlament el pasado día 21.

Los partidos independentistas volverían a lograr la mayoría absoluta en el Parlamento catalán de celebrarse hoy elecciones autonómicas, pero Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) vería aumentada su ventaja respecto a Junts per Catalunya, la marca del expresidente Carles Puigdemont. Así se refleja en el sondeo del Centro de Estudios de Opinión de la Generalitat hecho público este viernes. En un eventual referéndum de independencia el a la secesión lograría el 47,2% de los votos, medio punto más que en el último barómetro de julio.

El estudio indica que Esquerra Republicana conseguiría hoy entre 36 y 38 diputados en el Parlament, hasta seis más de los que tiene actualmente. Desbancaría así a Ciudadanos como primera fuerza, que pasaría de los actuales 36 diputados a unos 29 o 30. En tercer lugar quedaría Junts per Catalunya, el grupo del presidente Quim Torra, que lograría entre 23 y 24 escaños, 10  menos de los que tiene ahora. El gran beneficiado de este descalabro sería la CUP, que pasaría de cuatro a 10-11 escaños. Los socialistas pueden sumar un diputado a los 17 que tienen ahora, mientras que Catalunya en Comú pasaría de los ocho que tiene en la actualidad a 12 o 13. Dentro de las filas constitucionalistas, el PP sigue a la baja y podría perder uno o dos de los cuatro diputados que tiene actualmente.

Con estas cifras, los partidos independentistas conseguirían entre 69 y 73 diputados, con lo que mantendrían la mayoría absoluta, situada en la barrera de los 68 diputados. Con todo, en un eventual referéndum de independencia los secesionistas seguirían sin alcanzar la barrera del 50%. El obtendría el 47,2% de los votos, medio punto más que en el último sondeo. El no se quedaría en el  43,2%.

ERC también ganaría las elecciones generales en Cataluña si se celebraran ahora con entre 14 y 15 diputados, seguida de EnComúPodem con entre 10-11.Tras estos dos partidos, otras dos formaciones se disputarían el tercer lugar: el PSC podría lograr entre 7 y 8 escaños y Cs entre 6 y 8; les seguiría el PDeCAT con 6, y en último lugar quedaría el PP catalán que obtendría entre 1 y 2 parlamentarios en el Congreso. La encuesta se realizó entre el 22 de octubre y el 12 de noviembre, en un contexto en el que la fiscalía pidió penas de cárcel de hasta 25 años para los dirigentes soberanistas, y la muestra es de 1.500 personas y con un margen de error +-2,53.

Jordi Argelaget, director del CEO, ha destacado que ERC se afianza y que Junts per Catalunya pierde apoyos tanto en favor de los republicanos como incluso de la CUP. “Fue una candidatura muy ad hoc y ocho meses después se está reubicando en el espacio político”, ha afirmado. El barómetro, realizado entre el 22 de octubre y el 12 de noviembre, entre un universo de 1.500 personas, arroja que un 47,2% de los encuestados son partidarios de que Cataluña se convierta en un Estado independiente, frente al 43,2% que lo rechazan. La diferencia, por tanto, se ensancha ahora en cuatro puntos porcentuales, frente a la ventaja de 1,8 puntos del barómetro del pasado mes de julio (el sí ganó entonces por el estrecho margen de 46,7% frente al 44,9%).

Con todo, Argelaguet ha restado importancia a la diferencia, al sostener que, como en las últimas encuestas, se mantiene prácticamente un empate técnico entre las dos opciones. Paralelamente, la opción preferida sería ahora un Estado independiente (38,9%); una comunidad autónoma (un 25%) y un Estado dentro de una España federal (21%). Según el recuerdo de voto, los electores socialistas prefieren en su mayoría que Cataluña siga siendo una comunidad autónoma (43%) frente a que sea un Estado dentro de un Estado federal (38%).

El estudio no recoge la opinión que tienen los catalanes sobre la Monarquía pero, en cambio, sí que les reclama su parecer sobre la Constitución —“Se celebra ahora su 40 aniversario y era bueno preguntar su opinión”, ha dicho el director— y el franquismo. A la pregunta de qué votarían en un referéndum para refrendar la actual Constitución: el 57% votaría que no, frente al 17,4% que optaría por el sí. Un 9,4% se abstendría.

Con un 52%, son los electores de Ciudadanos los electores más fieles al texto constitucional por encima de los del PP (45,5%). El resto de encuestados, incluidos los socialistas, optarían por el no. El barómetro arroja también la novedad sobre cómo se valora la dictadura tras la polémica de la exhumación de Franco: el 68,5% considera que fue una época negativa frente al 3% que dice que tuvo algo “positivo”. El 22,5% observa que tuvo “cosas positivas y negativas”. Según la encuesta, el 51,7% de simpatizantes de Ciudadanos está en este colectivo, igual que el 48,7% de los del PP.

Oriol Junqueras, exvicepresidente del Govern y presidente de ERC, vuelve a ser el político mejor valorado. Con 5,97 puntos, es de los pocos que aprueban, junto a Marta Rovira, la secretaria general del partido, que huyó a Suiza; Elisenda Alamany, la exportavoz de los comunes, en clara confrontación con la dirección, y Carles Riera, portavoz de la CUP. Carles Puigdemont, expresidente de la Generalitat, suspende, con 4.59, igual que Quim Torra, su sucesor, con 4,34 puntos. Miquel Iceta (3,95); Inés Arrimadas (2,19) y Xavier García Albiol (1,47) también suspenden. Los dos Gobiernos, el central de Pedro Sánchez y el autónomo de Torra, suspenden de forma clara: con una media del 3,72 el primero y el 2,99 el segundo.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información