Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE cuestiona la seguridad de un concierto de la banda sinfónica en CentroCentro

La concejal Mar Espinar exige al Ayuntamiento que aclare cómo fija el número máximo de aforo para los músicos en el escenario

Concierto benéfico de la Banda Sinfónica Municipal de Madrid.
Concierto benéfico de la Banda Sinfónica Municipal de Madrid.

La portavoz del Área de Cultura del grupo municipal del PSOE, Mar Espinar, preguntó ayer en una comisión municipal sobre cómo se garantizó la seguridad del auditorio municipal en CentroCentro durante dos conciertos de la banda sinfónica municipal. Según los datos aportados por Espinar, en un concierto en septiembre de 2017 el Ayuntamiento solo permitió subir al escenario, por razones de seguridad, a 53 de los 83 integrantes de la banda. Pero dos semanas después, tras una modificación del protocolo, dio el visto bueno para que los 83 pudiesen tocar en el concierto.

"¿Quién tomó la decisión y comprobó que todo se ajustaba a la legalidad?", se preguntó la edil, que cuestionó que si en un escenario no pueden subir más de 53 personas estando de pie, difícilmente pueden hacerlo 83 sentadas.

La secretaria general técnica de la concejalía, María Teresa Jiménez Ortiz, que contestó en nombre del gobierno, argumentó que la gestión de mantenimiento y seguridad de esa instalación municipal recae en la empresa pública Madrid Destino. Y que esta encomendó la labor a una firma privada. Esa sociedad elaboró el anexo al protocolo que permitió a los músicos de la banda subir al escenario durante su segunda actuación.

Esta tesis, sin embargo, no convenció a la socialista. Espinar sostuvo que el anexo "se ajusta como un guante a la realidad numérica de la banda", pero no a la lógica de ocupación de un espacio. Y señaló que tras una investigación del PSOE, el Consistorio anuló los conciertos de la banda en esa instalación. Los socialistas esperan aclarar el asunto en las próximas semanas.