Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una Schubertiada con alma rejuvenecida

La edición del Festival de Vilabertran combina estrellas del lied como Matthias Goerne y Christoph Prégardien con jóvenes valores

El Cosmos Quartet, una de las jóvenes formaciones del Festival de Vilabertran de este año.
El Cosmos Quartet, una de las jóvenes formaciones del Festival de Vilabertran de este año.

Schubert, la esencia del lied, volverá a ser el centro de la Schubertiada que el año pasado, para celebrar sus 25 años de vida, puso el foco principal en Beethoven con la maratón que protagonizó el Cuarteto Casals que interpretó la integral de los cuartetos de cuerda del compositor. Superado con éxito el cuarto siglo del Festival de Vilabertran, para este año los organizadores se han propuesto como objetivo poner en valor el talento joven, tanto en las voces como de los pianistas. Una entrada de aire fresco que se combinará con los intérpretes expertos en el repertorio de la canción poética, empezando por Matthias Goerne –que cada año hace un hueco en su agenda por la Schubertiada- o Christoph Prégardien, Sarah Connolly o Bernarda Fink. Junto a ellos, debutarán en Vilabertran las sopranos Katharina Konradi, Lise Davidsen – que ha cantado en la ópera de Viena y en el Metropolitan de Nueva York-, Natalia Labourdette o Mercedes Gancedo. Otras jóvenes voces que volverán a cantar en Vilabertran serán las sopranos Mojca Erdmann y Anna Lucia Richter. También se “bautizarán” en la Schubertiada los barítonos Andrè Schuen y Josep Ramon Olivé. Voces acompañadas por pianistas especialistas del lied entre los que destacan Wolfram Rieger, Malcolm Martineau, Julius Drake, Daniel Heide e Igor Levit.

Una Schubertiada que contará con varias formaciones de cuerda: el internacional y más que consolidado Cuarteto Casals que este año interpretará obras de Haydn, el Dalia Quartet y Cosmos Quartet, dos formaciones de jóvenes músicos. “Pese a lo difícil que es la formación de cuartetos de cuerda, en los últimos años parece que Cataluña es propicia a generarlos” comenta Jordi Roch, presidente de la Asociación Franz Schubert. Una edición que también contará con el Trio VibrArt. Entre los compositores, Schubert será el rey pero también se interpretarán obras de Dvořák, Mahler, Haydn, Mendelssohn, Brahms o Schumann.

Pese a que el centro neurálgico de la Schubertiada sigue siendo la Canònica de Vilabertran, que acogerá 26 conciertos, este año se añaden cuatro escenarios nuevos: Figueres, Saint-André de Sorède (en el Rosellón) como homenaje a Pau Casals en memoria de los conciertos en los campos franceses de Argelés, en Castelló d’Empúries con un concierto con el órgano histórico que ha sido restaurado y en Sant Quirze de Colera, destinado a un público más joven. Organizativamente este año los conciertos de Vilabertran empezarán a las nueve de la noche y se dispondrá de un servicio de autobús a Figueres, localidad de donde procede buena parte del público, que pueda enlazar a tiempo con los trenes.

Shubertiada en el País Vasco

Más singular es el “salto” de la Schubertiada al País Vasco, en concreto a Valdegovía (Gaubea), un valle de Álava. En esa localidad se realizarán cuatro conciertos que se programaron por el interés del alcalde del municipio en acoger una expresión cultural como el Festival de Vilabertran que conoció hace unos años. En diferentes localizaciones de Valdegovía, especialmente iglesias, actuará el Cuarteto Casals, dos pianistas (Asier Polo e Iván Martín), y la soprano Katharina Konradi en los fines de semana del mes de julio.