Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Círculo de Economía pide a los partidos que cumplan la ley para frenar el “descalabro económico”

El ‘lobby’ empresarial reclama tras el 21-D abrir una “nueva etapa” para evitar el “caos”

El presidente del Círculo de Economía, Juan José Bruguera.
El presidente del Círculo de Economía, Juan José Bruguera.

El lobby económico y empresarial del Círculo de Economía tomó este lunes posiciones ante las elecciones catalanas del 21-D. La institución que preside Juan José Brugera instó a los partidos que concurren en los comicios a que se comprometan a cumplir la ley en la próxima legislatura para “frenar el descalabro económico” que está sufriendo Cataluña. La entidad, que reclamó claridad a las formaciones políticas, advirtió de que el desempleo puede subir “de forma ya directa e inmediata” si no se reconduce la situación. Por ello, abogó por abrir “una nueva etapa de diálogo”. “La alternativa es el caos”, remachó.

A una semana para que empiece la campaña electoral, el Círculo de Economía instó ayer a los partidos políticos que acudan a los comicios con programas de gobierno que contengan “propuestas claras y factibles” y con el compromiso de que se ciñan “al marco de la legislación vigente en cada momento” sin que ello signifique que tengan que “renunciar” a sus objetivos. Es decir, les reclamó que abandonen la vía unilateral que ayer volvió a alimentar el expresidente de la Generalitat y candidato de Junts per Catalunya, Carles Puigdemont.

 Bajo el título Ante el 21-D. Evitar el caos. Recomponer la estabilidad, la nota de opinión —la fórmula mediante la cual se expresa habitualmente el Círculo de Economía— la entidad en cuya junta hay representantes de las grandes corporaciones catalanas dejó patente el “gravísimo deterioro” que padece la economía catalana. El documento concreta algunos de los ámbitos en los que se ha plasmado ese declive: la fuga de empresas y la caída de la actividad en sectores como el turismo o el consumo.

Los empresarios advierten de que si no se logra restablecer un clima de “previsibilidad”, esta dinámica puede “consolidarse” o “incluso acelerarse”. “La actividad empresarial requiere de unos marcos de actuación previsibles. Su ausencia, en un entorno tan globalizado y abierto, conlleva una pérdida inmediata de actividad económica, como hemos podido comprobar en estas últimas semanas”, señala la nota de opinión.

Destrucción de empleo

La entidad recuerda que en los últimos años “el nivel de confrontación política” ha sido “extraordinario”, si bien admite que ese clima no impidió que la economía saliera del bache y luego empezara a remontar. Para el Círculo de Economía, el punto de inflexión fue “el hecho concreto de anunciar una declaración unilateral de independencia”. Eso, a juicio de los empresarios, despertó “la alarma y la reacción inmediata” entre las grandes corporaciones, las pymes y los ciudadanos.

A juicio del Círculo de Economía, esos comicios deben servir para restablecer la estabilidad, en línea con la opinión que ya expresaron el pasado mes de octubre, cuando reclamaron una convocatoria “urgente” de elecciones para evitar que Puigdemont llevara la declaración al Parlamento catalán. La institución cree que la política catalana ahora debe reconducir “de forma urgente” esa “deriva”. Y avisa de que si no lo hacen los ciudadanos se verán abocados a sufrir sus consecuencias, en concreto, un aumento del desempleo de forma “directa e inmediata”.

Esa dinámica, añade el Círculo de Economía, puede llevar a agrandar el malestar ciudadano en un momento en el que la sociedad catalana adolece de “fracturas muy preocupantes”. Además, recuerda que Cataluña lleva ya “varios años sumida en una dinámica de radicalización”. Por ello, la política catalana solo puede seguir dos caminos: o “diálogo y entendimiento” o “caos”.

El lobby también criticó que el procés ha llevado a “no priorizar otras cuestiones” que deberían haber sido atendidas de forma “preferente”, por lo que reclamó aprovechar la campaña para “clarificar propuestas” y “alcanzar unos acuerdos básicos” sobre el “futuro inmediato”. “El primer paso, indispensable, es que los partidos acudan a las urnas con propuestas concretas y realistas, no solo acerca del conflicto territorial, sino también sobre aquellas cuestiones que condicionan el presente y futuro inmediato de los ciudadanos”, agregó el Círculo.

La institución concluyó que la responsabilidad de los partidos es presentar “propuestas claras y factibles” para, posteriormente, devolver la normalidad a la economía catalana con un nuevo Parlamento y gobierno.

En la junta directiva del Círculo de Economía están representantes de las grandes corporaciones de origen catalán y académicos de prestigio. En ella están Jordi Gual (CaixaBank), Marc Puig (Puig), Jaume Guardiola (Banc Sabadell), Jordi Mercader (Miquel y Costas), Francesc Rubiralta (Celsa), Cristina Garmendia (Fundación Cotec) o Amancio López (Hotusa).