Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Imperio imprime en 3D

Una réplica de la ‘Estrella de la Muerte’ está siendo reproducida en la Puerta de Alcalá con motivo del estreno de ‘Rogue One’

La impresora 3D que reproduce la 'Estrella de la Muerte' frente a la Puerta de Alcalá.

“El miedo es el camino hacia el Lado Oscuro, el miedo lleva a la ira, la ira lleva al odio, el odio lleva al sufrimiento”. El maestro jedi Yoda sabía, cuando pronunciaba estas palabras, que la fuerza oscura nunca descansa. En Madrid tampoco. Así lo demuestra la Estrella de la Muerte que se está imprimiendo junto a la Puerta de Alcalá. Para ello se está utilizando “la impresora 3D más grande del mundo en su categoría”, dice Disney, productora de la película. Las impresiones comenzaron la semana pasada (seguirán hasta el día 23) para acompañar al estreno en cines de Rogue One: Una historia de Star Wars, la nueva película de la saga y la primera que no continúa la trama creada por George Lucas.

La réplica de la temida Estrella de la Muerte, una estación espacial con capacidad de destruir planetas, emerge de las entrañas de una impresora construida expresamente para este proyecto. Está dentro de un contenedor transparente hecho a medida. La iniciativa es fruto de la colaboración entre el Ayuntamiento de Madrid y The Disney Company Iberia. “Dado el impacto mundial que tiene esta saga cinematográfica, la elección de Madrid como escenario para la construcción de la Estrella de la Muerte es una gran noticia de cara a la promoción exterior de la ciudad”, dicen desde el Ayuntamiento de Madrid.

La icónica estación espacial fue destruida en la trilogía original de Star Wars, pero su sombra aparece en el resto de los episodios. También en Rogue One: Una historia de Star Wars, donde un grupo de héroes emprende una misión para robar los planos de la estación; un acontecimiento clave en el imaginario de Star Wars.

Una maqueta precisa

Los madrileños que quieran acercarse a observar el proceso —y hacerse una foto a medida que la van imprimiendo y construyendo— podrán ver cómo va generándose la Estrella de la Muerte con una impresora entre 10 y 15 veces más rápida que cualquier otra impresora 3D. “La máquina puede ir mucho más rápido, pero estamos imprimiendo todos los detalles con una precisión de cinco micras”, explica Leonard Dodd, fabricante de la impresora 3D del proyecto y responsable de supervisar toda la impresión. Dodd, de 43 años, es, además de ingeniero y diseñador, especialista en impresión 3D, con más de 20 años de experiencia en esta tecnología. Actualmente gestiona proyectos para la Universidad de Berkeley y la NASA. Su labor ha sido diseñar y manufacturar la impresora.

Cinco bobinas de poliéster son la materia prima que usa para replicar el arma más mortífera ideada por Darth Vader y el emperador Palpatine. El resultado será una Estrella de la Muerte que medirá dos metros de diámetro y pesará más de 100 kilos. Cuando la impresión esté terminada, la réplica de la nave irá a parar a los cines Kinépolis de la Ciudad de la Imagen (calle de Edgar Neville, s/n, Pozuelo de Alarcón) donde estará expuesta hasta enero. Mientras tanto, en la Puerta de Alcalá, si uno pone el oído, entre el ruido de los coches y los transeúntes, puede escuchar el soniquete de la marcha imperial; el Lado Oscuro está cerca. 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información