_
_
_
_
DANZA
Crítica
Género de opinión que describe, elogia o censura, en todo o en parte, una obra cultural o de entretenimiento. Siempre debe escribirla un experto en la materia

Savia nueva

El grupo Ailey II demuestra en Peralada que mantiene el espíritu renovador e intrépido que le diera su fundador

Un momento del espectáculo de danza que la compañía Ailey II presentó en Peralada.
Un momento del espectáculo de danza que la compañía Ailey II presentó en Peralada. TOTI FERRER

El arrollador y vital baile de la Ailey II. The Next Generation of Dancebrilló a la luz de la luna, casi llena, en el Festival Castell de Peralada. El legendario estilo creado por Alvin Ailey (1931-1989) al formar en 1958 un ballet compuesto en su mayoría por afroamericanos, es decir, un ballet negro y libre, le llevó a escribir uno de los episodios más carismáticos en la historia de la danza. Y ese espíritu renovador e intrépido que entrelaza la danza moderna con la contemporánea y el jazz es el que sigue palpitando con fuerza en la joven compañía Ailey II, que el coreógrafo fundó 16 años después de la suya, la Alvin Ailey American Dance Theater, para crear una cantera que preservara su obra.

AILEY II

Director artístico: Troy Powel. Directora artística emérita: Sylvia Waters.

Festival Castell de Peralada.

Peralada. Sábado, 16 de julio de 2016

En Peralada, la pieza más aplaudida fue Revelations, coreografía que Ailey ideó en 1960, y que exhibe su más puro estilo, iconográfica de la historia de la moderne dance. Y resiste con altivez el paso del tiempo. Inspirado por las vivencias de su autor (infancia, experiencias en la Iglesia Baptista de Tejas y su pasión por el pintor Bruegel) la obra embriaga. Huele a plantación de algodón y a capilla. A través de una intensa banda sonora formada por blues, espirituales negros y gospel, el baile esculpe los cuerpos de ébano de un pueblo nacido para bailar. Sensualidad y religión se entremezclan. La joven compañía da dinamismo y resta solemnidad al original.

La función comenzó con In & Out, de Jean Emile, exbailarín y ahora coreógrafo de la compañía. La pieza está interpretada por los 12 bailarines de la Ailey II y abarca muchos de los estilos que ejecuta el grupo. El público quedó atrapado por los saltos, piruettés y el movimiento de los brazos de los jóvenes, que destilan una belleza salvaje indescriptible, acentuada por sus cuerpos sudados a la luz de la luna. La música es de varios compositores, destacando la del premiado español Alberto Iglesias.

Le siguió el paso a dos Gêmeos (2015), pieza de endiablada danza interpretada por los excelentes Lloyd A. Body III y Gabriel Hyman. Su autor es Jamar Roberts, miembro de la Alvin Ailey. Cerró Something Tangible, propuesta de 2015 de Ray Mercer, coreógrafo premiado cinco veces con el Gypsy of the Year de Broadway. La pieza, interpretada por toda la compañía, evidenció una vez más su excelente técnica y fuerte personalidad escénica. La Ailey II está dirigida desde 1974 por Troy Powell y Sylvia Waters, ambos elegidos por Ailey. Escogió bien.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_