Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Más de 170 lingüistas reclaman el catalán como única lengua oficial

Presentarán jueves un manifiesto para concienciar la ciudadanía sobre “el estado crítico de la lengua” y sobre los riesgos del bilingüismo

La presentación será al paraninfo de la UB.
La presentación será al paraninfo de la UB.

L' Associació Llengua y República presentará este jueves al paraninfo de la Universitat de Barcelona el manifiesto Per un verdadero proceso de normalización lingüística en la Cataluña independiente, con el cual quieren concienciar la ciudadanía sobre la situación actual del catalán y sobre el papel vertebrador que tiene que jugar en un Estat catalán. Subscrito por más de 170 académicos, profesores universitarios, escritores, estudiosos, docentes y otros profesionales de la lengua e impulsado por el Grup Koiné, el documento pretende abrir el debate sobre la lengua en la perspectiva del proceso constituyente catalán, considerando que "la situación actual de la lengua catalana en la mayoría de ámbitos de uso general es extremamente crítica".

El grupo denuncia que en Cataluña, actualmente, "la lengua de la inmigración (pero sólo la española) toma a todos los efectos el rol de lengua por defecto"; denuncia la "ideología política del llamado «bilingüismo»", que hace "creer que la coexistencia de dos lenguas en Cataluña, las dos con un supuesto mismo estatus de oficialidad e igualdad de derechos, es un hecho natural, positivo, enriquecedor y democrático" y denuncia la actitud de ciertos partidos políticos que, "bajo la capa de la ideología bilingüista, proponen para la futura República Catalana que la anormalidad lingüística actual continúe siendo garantizada y acontezca la falsa normalidad de la república".

El grupo explica los riesgos que ve en el bilingüismo. Considera que "el mecanismo para conseguir la implantación del castellano en Cataluña fue y continúa siendo la bilingüització forzosa de la población. Un proceso que costó siglos y que hasta el 1939 todavía era bastante precario en cuanto a la mayor parte de las clases populares". Y constata que "el régimen constitucional del 1978 ha arreciado la continuidad de la imposición politicojurídica del castellano en Cataluña" y no ha revertido "la norma social de uso subordinado del catalán al castellano que condiciona el uso lingüístico cotidiano de la inmensa mayoría de los hablantes y que trae a una indefectible sustitución de la lengua del país por la lengua impuesta por la Estat ".

Con el manifiesto quiere mostrar que en el marco del nuevo Estat , es imprescindible que la ciudadanía esté bien informada sobre la situación en que se encuentra hoy el catalán, y sobre la necesidad de reivindicarlo como la lengua vertebradora e integradora de una sociedad formada por muchos orígenes diferentes.

"Si queremos que el catalán recupere su estatus de lengua territorial (...) y si aspiramos a una sociedad cohesionada y respetuosa con las diferentes lenguas y orígenes que conviven, hace falta que instituciones y ciudadanos se impliquen en una apuesta clara y firme de la lengua catalana porque vuelva a ser la lengua del país".

Entre los firmantes del manifiesto hay cinco Premis d' Honor de les Lletres Catalanes, como son Jaume Cabré, Josep Massot, Joan Francesc Mira, Maria Antònia Oliver y Joan Veny, y nombres destacados cómo (entre otros muchos), la profesora de la UAB Teresa Cabré, o Salvador Cardús, de la IEC y de la UAB.

Más información