Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP exige la dimisión de Maestre y Ciudadanos pide que sea “coherente”

La edil ha sido condenada a pagar 4.320 euros por un delito contra los sentimientos religiosos

El PP ha pedido este viernes la dimisión de Rita Maestre como concejal tras conocer la sentencia que le condena a pagar una multa de 4.320 euros por un delito contra los sentimientos religiosos. Maestre, portavoz del equipo de Gobierno de Ahora Madrid, se manifestó con el torso descubierto en la capilla de la Universidad Complutense en 2011. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes (PP), ha requerido a Podemos que sea "coherente" con lo que ha exigido a otros partidos cuando han tenido un cargo político condenado. La portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento, Begoña Villacís, dice que no exige dimisiones, pero ha pedido a Podemos que sea "consecuente" con su propio código ético.

Cifuentes, que confía en que la condena a Maestre "tenga una respuesta política", no ha querido valorar la sentencia porque "las resoluciones judiciales hay que aceptarlas, cuando gustan y cuando no, cuando afectan a unos y cuando afectan a otros". La presidenta ha manifestado que como ciudadana de la capital espera que Podemos tome alguna decisión política respecto a Maestre porque los dirigentes de este partido deben ser "coherentes".

"No se puede tener determinados discursos hacia otras personas en política", ha dicho Cifuentes, que ha reclamado dimisiones ante imputaciones, juicios orales o condenas, y cambiar ese discurso cuando las decisiones judiciales les afectan a ellos. "Hay una condena de una concejal que, indudablemente, tiene que tener respuesta por parte de Podemos", ha insistido. La dirigente del PP ha recordado las "tantas y tantas" veces que dirigente como Pablo Iglesias o Juan Carlos Monedero (fundadores de Podemos) han repetido que en política la palabra perdón "solo se conjuga dimitiendo". "Pues que sean coherentes. Es lo único que tengo que decir a este respecto".

Por su parte, Begoña Villacís también ha pedido responsabilidades políticas tras la condena a Maestre. "Cuando nosotros hablamos de coherencia, hablamos de coherencia también con ellos mismos y con su propio código ético, que se han autoimpuesto. En su código ético hablan de dimisión en caso de condena o imputación cuando sea un caso de derechos humanos. En este caso de atentar contra la libertad religiosa, en cumplimiento de su código ético deberían ser consecuentes", aunque la sentencia se puede recurrir, ha resaltado.

"Ayer mi partido vivió una situación, no voy a decir que similar, porque no es similar. Borox no estaba investigada ni imputada. Dio un ejemplo de coherencia a otros partidos políticos", ha señalado Villacís. La portavoz de Ciudadanos dice valorar el gesto de Maestre de pedir perdón y decir que no lo volvería hacer. También asegura comprender que, cuando ocurrieron los hechos, la edil tenía 22 años, "pero esta es la condena, que es por atentar contra los sentimientos religiosos. Nos parece grave y no tendríamos que ser nosotros lo que pidiéramos su dimisión, debería ser su partido o ella personalmente la que lo valorase". En opinión de Villacís, "parece ser que hay partido en los que estar condenado no solo penaliza, sino que además es bastante común".

La delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa, no ha querido entrar a valorar la sentencia, de la que tan solo ha comentado que la respeta como toda decisión judicial. "Es lo que tengo que decir", ha concluido.