Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Preciados es el único eje comercial de Madrid sin locales libres

Un informe de BNB Paribas destaca que la arteria tiene la mayor renta por metro cuadrado

La calle de Preciados, ayer sábado por la tarde.
La calle de Preciados, ayer sábado por la tarde.

Ni un local libre. La calle de Preciados, histórico eje de Madrid, es la única arteria comercial de la capital en la que todos los establecimientos están ocupados. Ese es uno de los resultados de un informe sobre el mercado inmobiliario en el sector de las ventas al por menor madrileño que BNB Paribas presentó el pasado jueves. En el documento, que analiza seis de los principales ejes comerciales de la ciudad, Preciados destaca también por tener la renta de alquiler más elevada: 257 euros por metro cuadrado, un 5% más que en 2014.

Para arrendar un establecimiento de 30 metros cuadrados en Preciados hacen falta de media 7.710 euros por mes. Es, según la Asociación Empresarial de Comercio Textil y Complementos (Acotex), la calle más cara de España a la hora de pagar un alquiler comercial. Sus características, sin embargo, no defraudan a quienes afrontan esa inversión: en 2014 la recorrieron diariamente 11.858 transeúntes, cifra que la convierte en la calle peatonal más transitada de España.

Características de los ejes comerciales

Preciados: es la arteria peatonal más transitada de Madrid. El 1 de octubre no había ni un solo local comercial libre.

Ortega y Gasset: punto de referencia del lujo en la capital, tiene un precio de alquiler de 185 euros por metro cuadrado.

Fuencarral: ha aprovechado el flujo de peatones de la cercana Gran Vía y se ha convertido en un eje de la moda joven.

Gran Vía: las grandes marcas la han escogido para abrir un flagship stores (tiendas de gran tamaño).

Goya: es la arteria más transitada de la ciudad, pero también la calle comercial del barrio de Salamanca. Por eso sus tiendas son muy variadas.

Serrano: aglutina las tiendas de las grandes firmas de moda. Su renta media, de 220 euros, subió un 21% en un año.

Según los analistas de BNB Parisbas Real Estate, cuyo informe recopila 157.207 locales en 6.354 calles de toda la ciudad, “la alta afluencia la convierte en favorita para aquellos operadores de moda y complementos que aún no tienen presencia en el mercado español”.

Sin embargo, la tasa de rotación de esta calle —el porcentajes de locales ocupados que han cambiado de enseña— no va más allá del 13%. Moda y complementos y servicios son los dos sectores que juntos ocupan más de la mitad de los establecimientos de Preciados.

El informe analiza también las calles de Ortea y Gasset, Fuencarral, Gran Vía, Serrano y Goya, y destaca que la pujanza de sus comercios depende en gran medida de la recuperación económica. Hace hincapié en que las visitas de extranjeros en Madrid se han incrementado un 25% en cinco años, y que “el mercado de locales denominados high-street [en las calles principales] ha funcionado como un valor refugio para la inversión nacional durante la crisis”. A eso se añade que “la previsión de crecimiento del consumo privado para el periodo 2015-2017 es del 7,7%”.

En Ortega y Gasset, tramo de la famosa Milla de Oro madrileña y cuna del comercio de lujo, la tasa de rotación en los últimos 12 meses ha sido del 15%, dos puntos porcentuales más que en Preciados. A pesar de que en el tramo entre la calle de Núñez de Balboa y la calle de Serrano se concentren 47 tiendas del tipo luxury-prime y que solo estén disponibles el 6% de los locales, la renta media de los locales en este eje es de 185 euros por metro cuadrado, 72 menos que en Preciados.

“Ortega y Gasset siempre ha representado el lujo en estado puro, pero Serrano está cada vez más presente en la mente de las firmas de este sector. Marcas como Luis Vuitton y Montblac han abierto tiendas en esta calle, donde también El Corte Inglés abrirá un gran almacén dedicado a la moda masculina y otro a la femenina”, detalla Joel Franco, director nacional de Retail en BNB Paribas.

La consecuencia más directa de esta transformación de Serrano —con 25 nuevas aperturas y una tasa de disponibilidad que ha pasado del 8,8% en 2014 al 7,2% en 2015— ha sido un aumento del 21% de los precios de arrendamiento respecto al año pasado. La renta media de un local es ahora 220 euros por metro cuadrado, con una tasa de rotación del 9%.

El estudio destaca que “durante los años 2014 y 2015 se ha observado un incremento, con mayor o menor intensidad, de la ocupación y de las rentas en las zonas interiores a la M-30. [...] Sin embargo, los ejes secundarios no consiguen que sus rentas se vayan recuperando e incluso presentan un aumento en las tasas de disponibilidad”.

La actividad comercial madrileña vive pues dos realidades paralelas. Mientas la tasa de disponibilidad en las principales arterias comerciales no va más allá del 7,2% de Serrano, fuera de la M-30 se dispara hasta una media del 25%, 15 puntos porcentuales por encima del valor que los analistas de BNB Paribas consideran propio de una zona comercial con buena salud.

“Aunque no podamos cuantificarlo con exactitud, sabemos que una buena parte de la tasa de disponibilidad fuera de la M-30 es estructural, es decir, muchos de esos locales están destinados a quedarse vacíos y nunca volverán a recuperar su actividad comercial”, detalla Franco. Una situación que, además, no se recuperará en el corto plazo. Los analistas calculan que en el próximo lustro esa tasa se reducirá como mucho en dos o tres puntos.

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información