PNV y PSE acuerdan aprobar los presupuestos vascos de 2016

Los socialistas prestarán su apoyo a los nacionalistas pese a que aprecian "importantes carencias" en unas cuentas que "son útiles para los ciudadanos"

José Antonio Pastor, portavoz parlamentario del PSE-EE, en una comparecencia en el Parlamento vasco.
José Antonio Pastor, portavoz parlamentario del PSE-EE, en una comparecencia en el Parlamento vasco.l. rico

El Gobierno presidido por Iñigo Urkullu cerrará la legislatura con un presupuesto renovado. El PNV, que gobierna en minoría en Euskadi, ha llegado a un acuerdo con los socialistas para sacar adelante las cuentas del Ejecutivo vasco de 2016, que ascienden a 10.933 millones de euros. El PSE-EEha hecho pública esta mañana su decisión de apoyar los presupuestos tras constatar que "no son socialistas", pero "son útiles para los ciudadanos". Las enmiendas parciales del PSE que se incorporarán al presupuesto permitirán "corregir sus lagunas" alcanzan los 35 millones.

El apoyo del PSE era la principal baza con la que contaba el PNV para salvar el trámite presupuestario. Las negociaciones entre ambos partidos han llegado a buen puerto, con lo que los socialistas facilitarán la aprobación del último presupuesto de la legislatura. "Los presupuestos que se nos presentan no son socialistas. Pero son los que hoy son posibles y los que hoy son útiles para los ciudadanos", ha manifestado el portavoz parlamentario del PSE-EE, José Antonio Pastor, en una comparecencia para explicar el acuerdo con el PNV.

Este es el cuarto presupuesto que elabora el gabinete presidido por Iñigo Urkullu en el presente mandato. En 2013 no consiguió apoyos y tuvo que retirar su primer proyecto económico y aprobar la prórroga del presupuesto del Gobierno anterior de Patxi López. Un año después, la abstención de socialistas y populares permitió sacar adelante las cuentas de 2014, y en el último ejercicio el PNV recibió el apoyo de seis de los 16 parlamentarios socialistas.

Los socialistas presentarán enmiendas parciales por un total de 35 millones

El apoyo del PSE a las cuentas se justifica en virtud del acuerdo por la "reactivación económica y el empleo" que esta formación y el PNV firmaron para el periodo 2013-2016. Estos dos partidos también acordaron gobiernos de estabilidad en las Diputaciones y los Ayuntamientos vascos tras las pasadas elecciones municipales y forales de mayo de este año. La alianza PNV-PSE se ha llevado a efecto en las principales instituciones, salvo en Vitoria y Andoain.

Los socialistas pusieron como condición para prestar su apoyo a las cuentas que estas no incluyeran recortes. El Gobierno vasco aprobó a finales de octubre el proyecto de presupuestos de 2016 por un montante total de 10.933 millones de euros y sin "ninguna reducción" en el gasto destinado a políticas públicas, sino con un "crecimiento moderado" del 1%.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Pastor ha afirmado que los presupuestos vascos contienen "los mimbres suficientes para salvar la dignidad de muchos vascos que no se sienten suficientemente protegidos", aunque también ha señalado que esperaban más. "Hemos conseguido que los últimos presupuestos de Urkullu permitan a los ciudadanos sostener sus derechos a la espera de un Gobierno mejor", ha remarcado el dirigente socialista. Pastor ha precisado que la aportación real de los socialistas a las cuentas supera los 1.700 millones, que es la cantidad, según ha dicho, que el Gobierno destinará a actuaciones derivadas del acuerdo económico que PNV y PSE firmaron en 2013.

En la misma comparecencia, Susana Corcuera, que ha dirigido las negociaciones con el PNV, ha explicado que las cuentas de 2016 consolidan los planes de empleo que "estaban estancados" en Lanbide, mantiene las inversiones para infraestructuras como el Metro de San Sebastián, el AVE vasco o proyectos sanitarios como Biocruces y el Hospital de Eibar. Los presupuestos incluyen, ha añadido Corcuera, un fondo para la innovación y "blindan los servicios públicos de sanidad y educación".

Los socialistas aseguran que existen "diferencias" e "importantes carencias" en torno a los presupuestos que este partido intentará corregir a través de enmiendas parciales.

Sobre la firma

Mikel Ormazabal

Corresponsal de EL PAÍS en el País Vasco, tarea que viene desempeñando durante los últimos 25 años. Se ocupa de la información sobre la actualidad política, económica y cultural vasca. Se licenció en Periodismo por la Universidad de Navarra en 1988. Comenzó su carrera profesional en Radiocadena Española y el diario Deia. Vive en San Sebastián.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS