La sanidad concertada firma su primer convenio colectivo

Patronales y sindicatos llegan a un acuerdo con el compromiso de que el aumento de tarifas revierta en los sueldos de los sanitarios

Patronales y sindicatos de la sanidad concertada catalana —mayoritaria en el territorio con unos 60 hospitales y 60.000 trabajadores a su servicio— han firmado el primer convenio laboral colectivo del sector, que afectará a todos los hospitales de agudos, centros de atención primaria, sociosanitarios y centros de salud mental concertados con el Servicio Catalán de la Salud (CatSalut). El anuncio de una subida de las tarifas por parte del Departamento de Salud y el compromiso de que este incremento revertiría en recuperar ligeramente las denostadas condiciones laborales de los sanitarios ha facilitado el consenso entre las tres grandes patronales (ACES, CSC y La Unió) y los sindicatos CCOO, UGT y SATSE. Metges de Catalunya (MC), el más mayoritario en la sanidad catalana, ha sido el único sindicato en la mesa de negociación que se ha opuesto al pacto laboral al considerar que "el redactado no incorpora ninguna de las reivindicaciones y medidas planteadas por los representantes del colectivo médico".

A falta de un convenio laboral colectivo para todo el sector, los sindicatos de los hospitales llevaban desde 2012 negociando acuerdos individuales con sus gerencias, lo que suponía un abanico de condiciones laborales según el centro al que perteneciesen los trabajadores. El nuevo pacto, el primero que engloba a todo el sector —antes tenían el de la Red Hospitalaria de Utilización Pública (XHUP, en sus siglas en catalán)—, permitirá que los trabajadores recuperen las condiciones salariales que tenían en 2008. "Esta era una de nuestras grandes demandas y lo hemos conseguido. Recuperarán el 5% del salario", ha explicado Jaume Gabarró, secretario general de la Federación de Sanidad de CCOO. 

Las patronales coinciden en que la firma del convenio, que tiene validez hasta diciembre de 2016, ha sido posible después de que Salud aprobase un incremento de tarifas para los centros a partir del 1 de mayo. La negociación se desencalló después de que las organizaciones empresariales aceptaran destinar "íntegramente" estos recursos a la recuperación salarial de los trabajadores del sector. "Las organizaciones sanitarias asumirán el esfuerzo que supone este I Convenio de la Sanidad concertada, además de asumir con recursos propios los incrementos de gasto generaldos por la subida del IVA, las cotizaciones a la Seguridad Social y otros gastos de consumo y fármacos que se tendrán que añadir a las maltrechas economías de las entidades de este sector", han explicado las patronales.

Por su parte, el sindicato de médicos ha pedido el amparo del Parlament para obtener un convenio de negociación específico para los facultativos. MC se han sentido "expulsado" de la mesa de negociación porque no se han aceptado las peticiones históricas para tratar sus "especificidades profesionales, como son la formación, la docencia y la invetigación. el desarrollo de la carrera profesional, la participación de los méidcos en la gestión o en la regulación de la atención continuada (guardias)".

Sobre la firma

Jessica Mouzo

Jessica Mouzo es redactora de sanidad en EL PAÍS. Es licenciada en Periodismo por la Universidade de Santiago de Compostela y Máster de Periodismo BCN-NY de la Universitat de Barcelona.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS