Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

CiU evita posicionarse sobre la ILP contra los desahucios

Los promotores piden que se tramite con urgencia la iniciativa para que no se atasque por el adelanto electoral

Protesta en Barcelona contra los cortes de servicios básicos.
Protesta en Barcelona contra los cortes de servicios básicos.

Un total de 143.380 personas han dado su apoyo a la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) contra la emergencia habitacional y la pobreza energética. Sus promotores, entre los que están la Alianza contra la Pobreza Energética (APE), la Mesa del Tercer Sector y la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), entregaron ayer las firmas al Parlament e instaron a los grupos a que la iniciativa se tramite de manera urgente para evitar que la paralice el adelanto electoral. El PP se ha declarado contrario. CiU evita posicionarse argumentando que quiere estudiar el texto.

Las firmas se empezaron a recoger en diciembre pasado y triplican el mínimo necesario para tirar adelante el trámite parlamentario. María Campuzano, portavoz de la APE, explicó que 70 municipios han dado apoyo a la iniciativa, 26 de ellos gobernados por CiU. “Está en la mano de los políticos aprobar la ILP y es una cuestión de voluntad política evitar los desahucios y la pobreza energética”, apuntó Campuzano.

El texto propone que la Administración decrete el alquiler forzoso de los pisos vacíos en manos de entidades financieras o fondos de inversión. Estos inmuebles tendrían que llevar vacíos dos años y los beneficiarios serían las familias en situación de vulnerabilidad. También insta a establecer líneas de ayuda o “descuentos muy significativos” en el coste de los consumos mínimos de suministros básicos (agua, luz o gas) para personas vulnerables.

A la espera de que CiU desvele su apoyo o no al texto, que puede cambiar durante la tramitación en la Cámara catalana, los promotores han decidido aumentar la presión sobre el Parlament. Por ello han puesto en marcha el denominado Contador de la Vergüenza, que contabiliza los desahucios que se producen cada día y los cortes de suministros. “Esto reflejará la responsabilidad, especialmente de Artur Mas, de CiU y del PP, que son los que están bloqueando la ILP”, dijo Carlos Macías, portavoz de la PAH. Toni Codina, director de la Mesa del Tercer Sector, aseguró que “el marco legal permite ir más lejos. El Parlament puede ser más valiente. Aún hay recorrido”.